Cuida tus senos durante el embarazo con estos alimentos

Las verduras de hoja verde son altamente recomendadas para mejorar el tejido mamario.

Durante el embarazo, es común que se produzcan cambios en los senos de todas las mujeres. Algunos de esos cambios se deben a múltiples factores como el desarrollo del proceso de la lactancia, a las hormonas y el peso.

Ahora, estos procesos pueden causar cambios físicos en los senos, sobre todo en su tamaño y talla, es por eso que debe cuidar mucho la alimentación que, además, te ayudará a prepararte para la lactancia.

Igualmente, el aumento de las hormonas y un cambio en la estructura de los pechos hacen que los pezones y pechos estén más sensibles y blandos.

Los mejores alimentos

Si estás embarazada y deseas reafirmar y cuidar tus senos, te presentamos los mejores alimentos que puedes incluir en tu dieta, los cuales te ayudarán a favorecer esa zona de tu cuerpo.

Ciruela y durazno

Estas frutas tienen antioxidantes que son capaces de eliminar las células cancerígenas. El durazno controla la producción de testosterona y las ciruelas estimulan la producción de estrógenos en el cuerpo. Consumirlas diariamente logra que los pechos luzcan más sanos.

Los espárragos

Los espárragos ayudan a purificar la sangre en el cuerpo de las embarazadas Los espárragos ayudan a purificar la sangre en el cuerpo de las embarazadas - Pixabay

Este alimento ayuda a purificar la sangre, depurar las toxinas e incrementar la firmeza muscular de los senos. Debes saber que las verduras de hoja verde son altamente recomendadas para mejorar el tejido mamario en las mujeres embarazadas.

Aguacate

Es uno de los alimentos que desarrolla músculo. Sus grasas son buenas y balancea los niveles de colesterol HDL. Contiene en su mayoría Omega 3 y vitamina E.

Col morada

Las hojas de col se utilizan para reducir la hinchazón de las mamas y aliviar el dolor y el malestar a causa de amamantar al bebé. La col morada también posee propiedades antiinflamatorias.

Té verde

Este producto es rico en polifenoles y antioxidantes. Algunas investigaciones han indicado que el consumo de té verde puede tener la capacidad para ayudar a prevenir el cáncer de mama.

Principales cambios en los senos

El aumento de las hormonas hace que los pezones y pechos estén más sensibles El aumento de las hormonas hace que los pezones y pechos estén más sensibles - Pixabay

El pecho es una de las partes del cuerpo que más variaciones sufre a lo largo del embarazo. Estos son sus principales cambios:

– Tamaño: A principios del embarazo, se acumula grasa en los senos y las glándulas mamarias aumentan de tamaño. Durante los tres primeros meses de embarazo, seguirán aumentando preparándose para la lactancia.

– Picazón y estrías: Al incrementar su tamaño considerablemente, es muy común que aparezcan estrías y que se sienta picor en la zona del pecho.

– Venas más grandes: El volumen de sangre de la futura madre aumenta hasta un 50%, lo que puede provocar que las venas del pecho se vuelvan más azuladas.

– Cosquilleo: Durante el embarazo se produce una mayor cantidad de hormonas femeninas en el cuerpo como prolactina, oxitocina, hormona lactógena placental y luteinizante. Es por eso que los senos se vuelven más sensibles al tacto y se produce el cosquilleo.

– Pezones y areolas: Se vuelven más oscuros y sensibles, pero es algo común y nada de preocuparse. La piel que rodea a los pezones también se torna más oscura y crece. Las pequeñas glándulas de la superficie de las areolas se elevan y se tornan irregulares.

Tips para tener unos senos saludables

Para fortalecer los pechos, sobre todo los pezones, se aconseja la exposición al sol Para fortalecer los pechos, sobre todo los pezones, se aconseja la exposición al sol - Pixabay

– Tener una buena alimentación es clave para que la salud y tu cuerpo estén en buen estado. Las frutas y las verduras contienen altos niveles de vitamina y ayudan a la prevención temprana del cáncer de seno.

– Puedes realizar masajes con agua fría. Esto es muy beneficioso para la piel, además de ayudar a tonificar, también ayuda a que tengas una mejor circulación en tus senos.

– Debes hidratarte con frecuencia. Es recomendable que consumas agua a diario y utilices cremas que favorezcan el tejido mamario.

– Para fortalecer los pechos, sobre todo los pezones, se aconseja la exposición al sol y al aire, de vez en cuando pero por poco tiempo, sólo unos minutos.

5 mitos que las mamás primerizas deben saber para sobrellevar de mejor manera la crianza de sus hijos

La maternidad es una de las etapas más trascendentales de la vida de la mujer pero está llena de falsas creencias

mas de este tema:

Seis alimentos que fortalecen el desarrollo del bebé durante el embarazo

Así evitas la hinchazón en las piernas durante el embarazo

6 mitos que las mamás primerizas deben saber para sobrellevar de mejor manera la crianza de sus hijos