Así evitas la hinchazón en las piernas durante el embarazo

La hinchazón suele estar acompañada por picor, malestar, pesadez de piernas y cansancio

La hinchazón en los pies durante el embarazo es algo común y bastante frecuente y, por lo general, desaparece después de dar a luz al bebé.

Pero, este problema puede aumentar en los últimos meses del parto, por lo que puede ser molesto e irritante en las mujeres embarazadas que son bastante activas.

Ahora, existen varios factores que inciden en la hinchazón en los pies y los tobillos durante el embarazo. En primer lugar, el cuerpo retiene más líquido de lo normal durante la etapa de gestación.

Además, el útero en crecimiento ejerce más presión sobre las venas de las piernas, lo que afecta al retorno de la sangre al corazón y otras zonas del cuerpo. Igualmente, los cambios hormonales también pueden influir en los problemas de hinchazón.

La hinchazón, que puede afectar a una o ambas piernas, puede no ser dolorosa, pero en ocasiones suele acompañar picor asociado, malestar, pesadez de piernas, fatiga y cansancio.

Cómo evitar la hinchazón en la piel

El cuerpo retiene más líquido de lo normal durante la etapa de gestación El cuerpo retiene más líquido de lo normal durante la etapa de gestación - Pixabay

Los pies son la base de nuestro cuerpo y clave para estar de pie, caminar y correr.

Pero, si frecuentemente sufres de hinchazón en los pies dichas actividades pueden verse limitadas. Lo cierto es que la hinchazón de los pies, de los tobillos o de ambos es causada por el acúmulo de líquido en el tejido subcutáneo.

– Debes evitar estar parada o levantada durante largos períodos de tiempo. Cuando puedas, siéntate con los pies hacia arriba.

– También puedes girar los pies al nivel de los tobillos y flexionarlos ligeramente para estirar los músculos. Otra opción es recostarte con las piernas elevadas.

– Dormir sobre el lado izquierdo es otro consejo que puedes practicar. Esta quita presión a las venas de gran tamaño que hacen regresar la sangre desde la mitad inferior del cuerpo hacia el corazón.

– Otra recomendación bastante usada y útil es elevar un poco las piernas usando como soporte las almohadas de la habitación.

Un poco de actividad física también puede reducir la hinchazón en los pies. Un poco de actividad física también puede reducir la hinchazón en los pies. - Pixabay

– Un poco de actividad física también puede reducir la hinchazón en los pies de las mujeres embarazadas. Las actividades más recomendadas son pequeñas caminatas o un poco de bicicleta fija. Incluso, nadar puede ser una actividad bastante beneficiosa.

– Las prendas ajustadas pueden restringir el flujo de sangre, así que usa ropa más holgada en el embarazo. No uses medias o calcetines con bandas ajustadas en los tobillos o las pantorrillas porque aumentan los riesgos de hinchazón.

– Si durante el embarazo debes trabajar en una oficina. Puedes caminar frecuentemente. Si tienes un trabajo sedentario, donde estás mucho tiempo sentada o en el ordenador, levántate cada 45 min-1 hora y camina uno o dos minutos, así activarás tu circulación y evitarás la posible hinchazón.

– Bebe bastante agua. No debes beber más de tres litros de agua al día, esa no es una recomendación, pero si es recomendable que la ingesta sea abundante. También debes reducir los refrescos, bebidas achocolatadas y sustitúyelos por infusiones naturales.

Cuida la alimentación

Reduce el consumo de sal durante el embarazo. Te ayudará a mantener la tensión arterial a raya. Reduce el consumo de sal durante el embarazo. Te ayudará a mantener la tensión arterial a raya. - Pixabay

Un aumento repentino de la hinchazón en los pies también podría indicar que la presión arterial está más alta de lo normal.

Los nutricionistas también recomiendan reducir el consumo de sal durante el embarazo. Te ayudará a mantener la tensión a raya y además evitará que los líquidos se acumulen en tus piernas.

Recuerda que todo lo que comes y bebes durante el embarazo, afecta de forma directa al cuerpo. Así que cambia el excesivo consumo de sal por más frutas y verduras que le aportarán vitaminas y minerales a tu cuerpo.

Una forma de mejorar la circulación y reducir la pesadez y la hinchazón, es darse baños y masajes con agua fría o caliente.

Nueve mitos relacionados con el embarazo que debes descartar si estás en la dulce espera

No todas las creencias populares que se difunden generación tras generación son verdad

Mas de este tema:

Siete consejos para tener un embarazo feliz con una mascota

Nueve mitos relacionados con el embarazo que debes descartar si estás en la dulce espera

Ideas de sesiones de fotos para embarazadas que puedes hacer en casa como una profesional