5 cosas que Jennifer Lopez está haciendo bien para criar a sus hijos

Además de entregarse al escenario, Jennifer Lopez es una madre dedicada a sus hijos

Jennifer Lopez es una de las celebridades latinas más queridas del espectáculo, no sólo por su trayectoria artística sino por la entrega que demuestra a su familia. La boricua siempre ha procurado mantenerse alejada de los escándalos y se ha convertido en un modelo a seguir por su estilo de vida saludable que la mantiene espectacular a sus 50 años.

Pero además de ser una artista completa, Jen también  ha demostrado ser una madre entregada y amorosa con sus hijos, los gemelos Max y Emme, fruto de su relación con Marc Anthony. Los pequeños poseen un gran carisma pero también un talento musical que sin duda fue heredado de sus famosos padres. ¿Cómo es que Jen ha logrado una crianza sana con ellos, siendo una mujer que está todo el tiempo bajo el ojo público?

La sana relación que mantiene con Marc Anthony 

Jennifer López y Marc Anthony son dos de los artistas más respetados en el mundo del entretenimiento por su talento y carisma. Se casaron en 2004 y en febrero de 2008, dieron la bienvenida a sus gemelos Emme y Max. Sin embargo, terminaron divorciándose en 2011. Tanto López como Anthony rehicieron sus vidas con otras parejas pero siempre hablaron de la importancia de mantener una buena relación por el bienestar de sus hijos.  Es así como los dos siguen presentes, siempre atentos a las necesidades de sus hijos.

Respeta su espacio e individualidad 

La llamada 'Diva del Bronx' ha logrado formar la familia que siempre quiso, ahora al lado del ex beisbolista, Alex Rodriguez. A pesar de que viven juntos con sus hijos, Jen ha establecido reglas de convivencia para respetar el espacio de cada uno, especialmente porque Alex Rodriguez también tiene hijas de otra relación. La cantante ha procurado mantener los límites entre ambos bandos, de modo que respetan que cada niño tiene una vida propia. Aunque todos viven bajo el mismo techo, cada uno se hace cargo de sus hijos sin meterse con la crianza del otro de modo que han logrado crear vínculos más maduros y de confianza.

TAMBIÉN LEE: La competencia no fue entre JLo y Shakira, ellas solo brillaron con su talento

Impulsa sus sueños

Tanto Max como Emme han demostrado tener un gran talento para la música. En el Super Bowl LIV, Jen fue muy aplaudida al incluir a su hija en el show de medio tiempo, dándole un solo con el que probó al mundo la potencia de su voz. Sin duda, la cantante ha sido una gran maestra para la pequeña y siempre ha expresado lo orgullosa que está de sus logros. Aunque Max es un poco más reservado, también ha mostrado ese potencial artístico y Jen es la primera que comparte y aplaude sus hazañas.

Mamá primero, diva después

Jen podrá tener una agenda muy apretada pero antes de todo, siempre se preocupa porque sus hijos estén bien. En varias ocasiones ha expresado que siempre ve sus tareas o asiste a sus festivales y eventos escolares importantes.  Además, si Jen tiene eventos, siempre trata de llevarlos con ella y jamás desaprovecha los tiempos libres para convivir.

TAMBIÉN LEE: Así es como Jennifer Lopez nos enseña que el pole dance es un deporte extremo

Siempre juntos

Jen siempre se ha preocupado porque sus hijos tengan una buena relación entre ellos. Ser gemelos hace que tengan una conexión especial pero también la forma en la que Jen los ha criado, los ha llevado a entender que siempre deben apoyarse y mantenerse unidos. Sin duda, esto ha sido clave para que ambos puedan adaptarse a los cambios que conlleva la fama de su madre.

Te recomendamos en video