El castigo de una madre a su hija caprichosa se vuelve viral y nos da una lección a todos

La mujer no podía dejar pasar por alto el berrinche de su hija

Los niños pueden llegar a ser bastante caprichosos y hacer berrinche por las cosas más pequeñas. Sin embargo, como padres es importante saber ponerles un alto y enseñarles a canalizar su frustración.

Eso sí, cuando hablamos de castigarlos, no significa recurrir a golpes, jaloneos y prohibiciones. No existe un manual para ser la madre perfecta pero una mujer nos ha dado una gran lección gracias a la forma en la que hizo a su hija entrar en razón durante un berrinche.

Haley Hassell compartió el gran castigo que dio a su hija Presleigh, de seis años, quien por una rabieta, tiró a la basura una  lapicera nueva que tanto había pedido.

La mujer originaria de Florida dijo que estaba comprando útiles escolares para su hija, quien recientemente comenzó el primer grado.  Había estado pidiendo una caja de lápices por lo que para hacerla feliz, recorrió varias tiendas en su busca.

TAMBIÉN LEE: Este joven se ha convertido en una inspiración por enaltecer sus raíces mayas en Tik Tok

"Estaba tratando de ser amable y conseguirle lo que quería, ya que estaba nerviosa por comenzar el primer grado. Llegamos a casa de la escuela y dije: 'Te traje una sorpresa""", dijo Hassell a Good Morning America. .

De acuerdo con el relato de Hassell, la niña lo miró fijamente, lo tiró a la basura y cerró la puerta de la habitación.  "Eso es estúpido, todos en mi clase tienen eso … ya no lo quiero ! ", gritó.

niña Facebook - Facebook

TAMBIÉN LEE: Es momento de enseñarle a nuestros hijos a ser emocionalmente inteligentes

Aunque sorprendida y molesta por la reacción de Presleigh, Hassell mantuvo la calma y le dijo que buscaría otra lapicera. De inmediato volvió con una bolsa de plástico ziploc mientras su hija seguía llorando.

Hassell escribió el nombre de Presleigh en la bolsa de plástico para sándwiches y le dijo que enviarían el estuche bonito a una niña que realmente lo necesitaba.

"Ella ha tenido sus momentos, pero nunca algo así. Estaba tratando de mantener la calma", dijo Hassell."Ella solo tiene 6 años, así que tengo que pensar bien en cómo manejarlo. No quiero romperle el corazón, pero tampoco quiero que piense que puede actuar así. No es así como me criaron".

"Me senté y le dije: 'Hay personas cuyas mamás y papás [no pueden pagar] para comprarles útiles escolares. Tienes que pensar en estas cosas antes de hablar y actuar así, así que por ahora, esto es lo que vas a usar y vamos a encontrar a alguien que te lo agradezca'", dijo Hassell.

Te recomendamos en video