Espectáculos

No habrá boda: Humberto Zurita y Stephanie Salas derrumban los prejuicios de amarse sin ataduras

El verdadero amor es independiente y respeta la individualidad del otro

Humberto Zurita y Stephanie Salas

Humberto Zurita y Stephanie Salas iniciaron hace varios meses una relación romántica que sorprendió a propios y a extraños, pero que fluyó de tan buena manera que hasta se llegó a especular de boda.

Impulsado además por unas declaraciones de la mexicana en las que reconoció que siempre soñó con casarse, pero que entre relaciones fallidas y corazones rotos, pensaba que era algo que se esfumaría del horizonte. “Siempre he querido llegar al altar, pero nunca ha podido ser posible, así que esperemos que pronto”, declaró.

Esto motivó e inspiró a muchos de sus fans pues probaron que es posible encontrar el amor tras varias oportunidades (y decepciones). Ella con 53 y él, a sus 68 años, y hasta viudo tras perder a Christian Bach, lo demostraron.

Recomendados

Sin embargo, esta idea quedó descartada recientemente con las declaraciones de Humberto Zurita en las que aseveró que “no está” en sus “planes” casarse con Stephanie Salas, aunque sí se encuentra enamorado de ella.

“¡A ella le gustaría! (Pero) No está en mis planes (casarme), ni creo que esté en los de ella tampoco. Creo que la estamos pasando muy bien, somos personas adultas, ella tiene dos hijas y yo dos hijos. Ella tiene su espacio y yo el mío. Yo viajo muchísimo, así está bien, déjennos así un ratito”, afirmó.

Asimismo, explicó que cada uno pasa largas temporadas en la casa del otro y luego se van turnando, lo que demostró que mantienen un romance maduro, estable y libre, lo que no quiere decir que esté fallo de compromiso.

Esto porque hay ciertos prejuicios hacia las personas que mantienen una unión libre, criticándolos por preferir el libertinaje, y de ser una excusa para no comprometerse o la licencia para ser infiel. Al contrario, Humberto Zurita y Stephanie Salas prueban que es amar sin dependencias ni toxicidades, respetando la individualidad del otro.

Tags

Lo Último


Te recomendamos