Realeza

Camilla Parker: de “ser la otra” a reina sin poderes

Su majestad tuvo décadas de amor prohibido, hasta que en 2005 se casó con Carlos III, y en 2022 Isabel II deseó que se convirtiera en reina consorte.

La reina demostró que el amor siempre triunfa.

Lo impensable ocurrió: la más “odiada” de la monarquía británica llegó al trono. Camilla Parker, de 75 años, será nombrada reina consorte, luego de que su esposo Carlos de Gales (73) asuma, este sábado 10 de septiembre, el puesto de monarca del Reino Unido, tras la muerte de la reina Isabel II, ocurrida este jueves 8 de septiembre a los 96 años en el castillo de Balmoral.

La eterna amante

En 1970 inició el amor prohibido, Camilla se convirtió en la amante y estuvo en las sombras del matrimonio del hoy rey Carlos III y su esposa la princesa Diana de Gales. Una historia de amor que duró más de 30 años, antes de ser formalizada el 9 de abril de 2005, razón por la que ahora sube al trono.

Por 20 años estuvo casada con Andrew Henry Parker Bowles, quien antes había tenido una relación con la princesa Ana, hermana de Carlos de Gales. Parece que todo quedaba entre familia. La reina Camilla tuvo dos hijos en ese matrimonio, pero esto no mermó el amor por el monarca.

Ellos se siguieron viendo a escondidas, aunque era un secreto a voces, convirtiéndolos en los villanos de la película de amor de la princesa Diana, y confiriéndole a Camilla la etiqueta de eterna amante.

Pese a las estrictas reglas de etiqueta de la monarquía, Lady Di dio unas declaraciones contundentes a la BBC, en lo que fue considerada la mejor entrevista del siglo XX. “Éramos tres en este matrimonio. No solo me casé con Carlos, también me casé con su amante, que estaba al corriente del más mínimo detalle (…) Había demasiada gente”, aseveró la reina de corazones, tras tener 15 años de casada con Carlos III.

La Duquesa de Cornualles

Luego de muchas décadas de cargar con la cruz de ser la otra, la mala del cuento, Camilla obtuvo la aprobación de la reina Isabel II. El 9 de abril de 2005 obtuvo el título de Duquesa de Cornualles, tras casarse con su perpetuo amor real.

Sin embargo, se llegó a pensar en un momento, que tras la muerte de la reina Isabel II, ella pasaría a ser princesa consorte, pero esa duda fue disipada el 5 de febrero de este año, cuando su majestad manifestó, durante su discurso de los 70 años de su reinado, que deseaba que la duquesa fuera nombrada reina consorte: “Y es mi sincero deseo que, cuando llegue ese momento, sea conocida como reina consorte mientras continúa con su leal servicio”.

Aceptación en la monarquía

Los hoy reyes lograron cambiar un poco esa imagen horrible que llevaron por años. Desde el Palacio de Buckingham se inició un plan de marketing para que calaran en el corazón de los plebeyos. Y lograron avanzar con la ayuda de los hijos de Carlos: los príncipes William y Harry.

En una encuesta que realizaron en 2021, trascendió que Camilla se había ganado la simpatía de un 14% de los habitantes del Reino Unido, pues aceptaban que en un futuro; es decir: hoy, se convirtiera en reina.

Lo cierto que es que ahora Camilla no solo es toda una reina, aunque sin poderes, sino también en la primera divorciada en la historia de Reino Unido. Al final el amor triunfó y las cosas han cambiado en Buckingham.

Tags

Lo Último


Te recomendamos