Espectáculos

Conoce a la actriz mexicana que aparece en “El juego del calamar”

Carla Fernanda Ávila tuvo una pequeña, pero significativa participación en esta exitosa serie de Netflix.

Lo que nadie imaginó es que en El juego del calamar existiera una representación mexicana que ahora más que nunca llena de orgullo al gentilicio de este país.

Y es que recientemente se conoció que la actriz Carla Fernanda Ávila, quien reside en Corea del Sur, tuvo una pequeña, pero significativa participación en esta historia que apunta a ser la más exitosa en la historia de Netflix.

Ella apareció en una de las más significativas escenas posando como estatua viviente que captó la atención de muchos sin saber que esta chica es una latina que se fue a probar suerte y vaya que lo consiguió por todo lo alto.

Conoce a la actriz mexicana que aparece en la serie de El juego del calamar

Carla es una chica oriunda de Guadalajara que salió de México en 1993 para continuar sus estudios de finanzas en Seúl, pero luego de cuatro años de culminar su carrera partió a Corea del Sur para conseguir el trabajo de sus sueños.

Sin embargo, su pasión por la actuación fue tal que no dudó en asistir a varios casting para formar parte de varias producciones en ese país que le abrió las puertas y oportunidades de oro como esta en la que sin emitir ningún tipo de diálogo, igual logra una proyección inigualable.

La escultura viviente que posee un espectacular body painting se puede apreciar durante la escena en la que los miembros de VIP evalúan las dinámicas de cada uno de los juegos infantiles en el lugar más privilegiado de este tan extraño «club».

«Para ser honesta, casi no compartí mi aparición en la serie de Netflix ‘El Juego del Calamar’. Pero, algunos amigos me reconocieron y me enviaron mensajes de texto al respecto. Entonces, después de hacer algo de meditación, decidí compartirlo», publicó Ávila en sus redes sociales.

La chica hizo gala de su arte al posar de forma elegante y auténtica en esta producción que cada día gana más vistas y se posiciona en los primeros lugares de todos los países en los que se ha proyectado.

Y aunque la mexicana ya había formado parte de otros K-Drama, ésta es la primera vez que interpreta a una escultura viviente, reveló que no le resultó tan fácil, ya que debió bajar 10 kilos en dos meses y aclararse el cabello para poder estar dentro de esta producción.

Además confesó que los requisitos para poder calar dentro de la industria coreana son muchos más estrictos o exigentes que los que se tienen en otras partes del mundo. Sin embargo, ella demostró que estaba muy interesada en pertenecer a esta trama en la que solo debía permanecer inmóvil, pero derrochar belleza y elegancia para la escena, sin embargo por muy sencillo que esto parezca, no resultó tan fácil.

Confesiones de Carla Fernanda Ávila luego del estreno de El juego del calamar

Es por ello que la mexicana reveló en sus redes sociales que la experiencia fue gratificante, pero incómoda.

«La razón por la que no quería compartirlo es porque me sentía un poco tímida porque estaba completamente ‘expuesta’ y porque tuve una mala experiencia con la agencia de casting que me contrató. Así que centrémonos en el lado positivo de esta experiencia…»

«…Era la primera vez que hacía un trabajo de pintura corporal. Tomó algunas horas hacer la pintura de cuerpo completo. Especialmente el primer día, nos tomó casi toda la mañana pintarnos, ¡Ir al baño fue realmente difícil! También necesitaba quedarme quieta y moverme lo mínimo porque la pintura se caía, y como saben ¡Me es casi imposible quedarme quieta! Aun así, fue una gran experiencia y consideraría hacerlo de nuevo».

Te recomendamos en video:

Tags

Lo Último


Te recomendamos