Psico

¡No lo hagas! 5 acciones de los padres que lastiman la autoestima de sus hijos

Estas acciones pueden afectar el autoestima de tus hijos en gran medida

Crianza

Es común que los padres se concentren en lo que deben hacer para criar hijos sanos, pero a menudo pasan por alto lo que NO deben hacer, cayendo en acciones negativas que terminan saboteando su autoestima. Se sabe que los niños son muy receptivos a la hora de razonar y captar información sensible por lo que es importante ser conscientes de las actitudes que uno tiene con ellos.

Como padres y cuidadores es un deber contribuir en gran medida a ayudarlos a desarrollar el autoestima de los niños que los haga más capaces de afrontar la situación y tener una buena autoestima es una parte importante para tener una buena salud mental.

Éstas son algunas de las acciones que debes evitar para no lastimar su autoestima

Crianza

Minimizar sus emociones

Los niños necesitan saber que es saludable expresar y hablar sobre sus emociones. Cuando los padres les dicen cosas como “no estés tan triste por esto” o “no es gran cosa”, están enviando el mensaje de que los sentimientos no importan y que es mejor reprimirlos. Las grandes emociones son difíciles de procesar para los niños así que debes asegurarte de crear un espacio seguro para ellos.

Esfuérzate por nombrar sus emociones (por ejemplo, “Estoy muy enojado contigo ahora...”), las razones/el desencadenante (“porque lancé mis juguetes”) y la solución (...”así que me tomaré un momento para reagruparme y luego hablaremos sobre cómo me siento y qué me ayuda a superarlo”)

Hablarles con sarcasmo

Decir cosas que no quieres decir e insinuar lo contrario de lo que estás diciendo a través de tu tono de voz es muy perjudicial para los niños. El uso del sarcasmo causa grandes daños en su autoestima porque hacen que sientan vergüenza. Menospreciar a un niño mediante el sarcasmo crea un obstáculo para los padres que intentan comunicarse eficazmente con sus hijos

Crianza
  • Miedo, abandono y trastornos: las consecuencias de darles nalgadas a los niños

Exigirles perfección

Es natural querer que tu hijo se proponga grandes metas y sea el mejor en todo. Pero las cosas no funcionan así. Poner la vara demasiada alto puede provocar problemas de autoestima y confianza en el futuro. Desarrolla la fortaleza mental de tus hijos asegurándote de que las expectativas sean realistas. E incluso si estos no los cumplen, los reveses que enfrentan les enseñarán valiosas lecciones de vida y cómo tener éxito la próxima vez.

No dejar que se equivoquen

Como padres, es difícil ver a los hijos superar desafíos que sabemos que podemos solucionar fácilmente sin embargo, resolverles todo será contraproducente porque uno no podrá estar siempre con ellos en un mundo lleno de obstáculos.

Crianza

El fracaso es una gran parte del éxito. Si los niños nunca tienen la oportunidad de aprender las lecciones que vienen con el fracaso, nunca desarrollarán la perseverancia que necesitan para levantarse después de un revés y por tanto, cuando se enfrenten a un obstáculo sentirán que no pueden, que no son útiles o que han fracasado.

Ser demasiado permisivo.

Dejar que tus hijos hagan lo que quieran puede hacerlos “felices” en el momento, pero puede ser perjudicial a largo plazo. Los niños necesitan límites claros que les ayuden a comprender qué está bien y qué no. Haz esto siendo firme pero amable. Los niños que tienen más problemas psicológicos suelen tener padres que no les ponen límites.

Tags

Lo Último


Te recomendamos