Psico

Cómo dejar de autosabotearte para cumplir tus propósitos este año

Para lograr un cambio significativo en nuestra vida debemos entender por qué actuamos como actuamos y tener un plan personal de acción que nos motive

El inicio de un nuevo año puede ser muy emocionante pero también aterrador, especialmente en medio de la incertidumbre en la que ahora nos encontramos a causa de la pandemia que sigue latente.

Aunque el panorama puede aún puede verse complicado, hacer una lista de propósitos de Año Nuevo siempre esperanzador y optimista. De alguna forma esperas que las cosas mejoren para ti en todos los sentidos. Tener esta visión positiva del futuro puede motivar a la acción pero en ocasiones, terminamos desertando.

“El tema de los propósitos es algo que se repetirá siempre. Las personas tenemos una necesidad de cerrar ciclos. Esto a nivel naturaleza es muy simbólico. Cuando cerramos ciclos, se genera sentido de logro y sentido de dirección algo muy importante para no sentirnos a la deriva. Necesitamos tener esos rituales”, afirmó Ana Estrada, directora y fundadora de Brújula Interior en entrevista con Nueva Mujer.

A pesar de que todos tenemos esa necesidad, no siempre logramos enfocarnos y cumplir con nuestros propósitos. El problema está en que no podemos esperar seguir una misma lista de consejos o estrategias ya que pensamos y actuamos de formas completamente diferentes.

La realidad es que la mayoría de nosotros simplemente no podremos lograr un cambio significativo en nuestra vida si no entendemos a un nivel profundo por qué actuamos de la manera en que lo hacemos.

Reconocer qué hay detrás de esos comportamientos tóxicos de autosabotaje es la clave para definir hacia dónde movernos.

Sobre esto, la especialista explicó que existen cuatro cuadrantes del cerebro, responsables de los diferentes estilos de pensamiento por los que nos regimos.

“Una persona que se rige por la logica matemática se autoboicotea porque busca la perfección y en esa búsqueda no concreta, no avanza o a veces avanza pero nunca siente que ya llegó”. De acuerdo con Estrada, la solución está en “forzarse a fijar objetivos razonables que sí puedan realizar aunque no los vean como el máximo logro”. Esto permitirá que no tengan necesidad de preocuparse porque sea perfecto sino en cumplir.

Por otro lado, están las personas empático-intuitivas (posterior derecho) quienes, según la especialista, tienden a poner excusas porque “hay muchas opciones y por eso no puede elegir”.

Éstas no funciona a través de una estructura y aunque tienen un sentido de intención, se pierden o bloquean ante tantas opciones. “Lo que debe hacer es tomar la tarea grande, el propósito como tal y partirlo en chiquitos para sentir que puede ir por más y que está avanzando. Reducir posibilidades para avanzar en las decisiones”.

Quienes actúan con orden y cautela, tienden a evadir fechas. Aunque tienen una gran capacidad de logro, estas personas se autoboicotean evadiendo fechas, especialmente cuando tienen que decidir sobre un proyecto o actividades nuevas.

La solución es ponerlo todo en una lista de pendientes. “Su necesidad es acabar. Cuando lo pone en una lista, es probable que lo haga porque lo vuelve conocido, una zona de confort”.

Finalmente están quienes son creativos e innovadores. “Como son aventureras y buscan retos, les gusta sentir adrenalina. Se autoboicotean viviendo en fechas límites, en hacer hasta el último momento”, aseveró la especialista. Para cumplir propósitos, es necesario “ponerse fechas límites cercanas, no distantes”.

Partir actividades pequeñas por fechas cercanas, hace que se vea simple y que resuelva pronto.

Ser honesta contigo misma sobre tu condición actual y de la distancia que existe hacia tus objetivos, puede ayudarte a mejorar. Los grandes cambios y las metas importantes no ocurren porque sí.

Requieren una acción sostenida y ciertos cambios que te hagan avanzar hacia la meta aún cuando enfrentes obstáculos e incluso momentos de retroceso.

Tags

Lo Último


Te recomendamos