¡No lo niegues! Estas 8 acciones afirman que estás enamorada

Y pese a que las palabras suelen esconderse por pena o temor, los gestos no.

Nuestros sentimientos brotan a flor de piel cuando son reales. No escatimamos en tiempo ni pensamientos, si estamos enamoradas de un hombre no solo sabemos demostrarlo, sino que nos encanta hacerlo. Y pese a que las palabras suelen esconderse por pena o temor, los gestos no.

"Cuando los hombres aman, dan una parte de sí, pero las mujeres lo dan todo", dice la afirmación del escritor irlandés Oscar Wilde.

Así que es momento de sincerarte contigo misma. Estas 8 acciones te indican que estás perdidamente enamorada.

Quitaste las barreras

Por miedo a ser lastimadas o por respeto a nuestra intimidad, tendemos a colocar algunas barreras para mantener una distancia sentimental. Es prácticamente un mecanismo de defensa. Si sientes que no tienes tapujos, abres tu corazón, tu sonrisa es inevitable, y por si fuera poco, se lo haces saber, definitivamente estás enamorada.

El brillo de tu rostro

Quizás es algo imperceptible para nosotras, pero no tanto para ellos. Estudios indican que el enamoramiento y un embarazo son los dos estados emocionales que no podemos ocultar. Y cuando ocurre nuestro rostro suelta un notable brillo.

Tomas la iniciativa y te preocupas por él

Ese primer mensaje de "buenos días" por la mañana, ofrecer un detalle por más mínimo que sea, o tu frecuente deseo de saber acerca de él: cómo se siente o cómo va su día, es un claro indicativo. Y no, no es educación, estás enamorada.

Lo incluyes en tus actividades y decisiones

Una de las acciones más poderosas. Si vas a una cita entre amigos, una reunión familiar o simplemente a sacarte las cejas y necesitas su compañía, estás muy enamorada. Lo mismo ocurre en tus decisiones, si le permites o deseas que participe en ellas, es porque deseas darle un espacio personal en tu vida.

Expresas tus miedos en confianza

Es básicamente expresar tu lado más vulnerable. Sientes la necesidad de compartir con él tus temores o ansiedades, esos que no sacamos con nadie y ahora él los conoce. ¿El motivo? Porque tu corazón indica que él los va a comprender, que no hará comentarios negativos y que incluso te ayudará a superarlos. Y, por supuesto, porque estás enamorada.

Das tu brazo a torcer

De repente ya no es tan atractivo tener la razón, ¿verdad? Es común que te suceda cuando tus sentimientos están comprometidos. Tu deseo de cuidar la relación te obligará a reservar tu orgullo y sostendrás un comportamiento más equilibrado. Pese a tu seguridad de tener la razón, cedes en sus argumentos para evitar una discusión o situación de incomodidad. ¡Esto es CLAVE!

Sacrificas parte de tu tiempo para estar con él

Ese ladies night al que tenías prohibido faltar, bajó en tu lista de prioridades. Aquella pijamada en casa de Susana ya no es tan importante. Es normal que esto ocurra en tu etapa de enamoramiento, ya que necesitas y deseas las 24 horas del día para compartir con él. Y atención: si tu chico te invita a no renunciar a las actividades que tanto te gustan, ¡Bingo! Estás con un gran hombre.

La idea de perderlo te aterra

Es algo más humano que femenino, es decir, a todos nos pasa. Pero es un claro síntoma de que estás altamente enamorada. Y no solamente la idea de perder su compañía, es el pequeño temor de que su compartir en un día cualquiera está a punto de terminarse. Bien sea porque debes volver a casa o porque sostienen ocupaciones de las que no pueden escapar.

Te recomendamos en video