Estos 5 consejos son vitales para sacar máximo provecho al desayuno ¡Síguelos!

Recuerda que el desayuno es la comida más importante del día

El desayuno es realmente la comida más importante del día. Muchos alimentos tradicionales para el desayuno (huevos, frutas, cereales integrales y yogur, por ejemplo) están llenos de nutrientes, y comer en la mañana también te ayuda a mantener un peso saludable, controlar tus niveles de colesterol y triglicéridos, y mejorar tu sensibilidad al insulina, que regula los niveles de azúcar en la sangre.

Considerando cuán vital es un buen desayuno para tu cuerpo y cerebro, es importante enfocarlo con atención. Las siguientes son algunas maneras fáciles de maximizar su comida de la mañana.

-Come en casa: cada vez más, la gente está desayunando en una cafetería o un restaurante de comida rápida, y aunque puede encontrar algunas opciones saludables allí, no es tan fácil. Cuando comes en casa, tienes más control sobre lo que entra en tu plato. Comer en casa puede ser especialmente útil si está cuidando su peso. Un estudio de la Universidad de Massachusetts descubrió que las personas que a menudo comían por la mañana tenían más probabilidades de ser obesas que las que no lo hicieron.

-Incluye proteínas en tu desayuno: una investigación sugiere que comer proteínas a primera hora de la mañana es crucial. Tener de 24 a 35 gramos puede ayudar a prevenir el aumento de peso y promover la pérdida de peso al estabilizar el nivel de azúcar en la sangre, disminuir el apetito y hacer que se sienta satisfecho. La proteína de la mañana también ayuda a limitar las meriendas nocturnas con mucha grasa. Un estudio en el American Journal of Clinical Nutrition descubrió que las personas que comían un desayuno rico en proteínas consumían 200 calorías menos por la noche.

-Desayuna no muy después de despertarte: "En general, los investigadores acuerdan que debe comer dentro de las 2 horas posteriores a su levantarse", dice Rania Mekary, profesora asociada del Massachusetts College of Pharmacy and Health Sciences University en Boston. "Si comes más tarde, es posible que estés ayunando demasiado".

-Incluye mejoras a tu cereal: el cereal frío listo para comer no siempre es el más saludable de los desayunos por sí solo. Esto se debe a que se trata principalmente de carbohidratos, con poca grasa o proteína para ayudar a controlar los niveles de azúcar en la sangre y mantenerlo lleno. Aun así, un cereal puede considerarse "bueno para ti" si tiene pocos ingredientes, 5 gramos o más de fibra y no más de 3 gramos de grasa, 8 gramos de azúcares y 140 mg de sodio.

La leche agrega proteína, pero no lo suficiente. Añade al cereal 1 taza de yogur griego y un cuarto de taza de almendras proporcionará 33 gramos de proteína.

-Los huevos son excelentes para el desayuno: tenerlos en el desayuno ayuda a los que hacen dieta a bajar de peso, sugiere la investigación, posiblemente porque son tan abundantes que reducen la posibilidad de comer en exceso más tarde. Y se ha encontrado que los huevos reducen los niveles de la hormona estimulante del hambre ghrelina y aumentan los niveles de la hormona de saciedad PYY. Puede aumentar el factor de plenitud incorporando verduras ricas en fibra en los huevos, como la espinaca, los tomates, los pimientos y hasta las batatas.

Te recomendamos en video