Anorexia llevó a la muerte a esta mujer

Una jovencita en el Reino Unido perdió la batalla contra un trastorno alimenticio que apagó su vida.

La apariencia física sigue siendo un tema difícil en nuestros tiempos. Mientras muchas celebridades promueven valores como la autoestima y aceptación, aún miles de jóvenes se enfrentan a serios trastornos alimenticios.

La historia de Pippa McManus, en Inglaterra, es una de las miles que suceden alrededor del mundo. A sus 12 años su apariencia física comenzó a ser un problema para ella.

Pippa McManus

Al mirarse al espejo, la jovencita no se sentía a gusto . La niña comenzó una estricta dieta y una agotadora rutina de ejercicios por considerarse gorda.

Al someter su cuerpo a la fuerte restricción de alimentos y trabajo físico, este colapsó en el año 2012, por lo que fue ingresada a un servicio de salud mental infantil.

Pesando tan sólo 27 kilos, los médicos la consideraron el caso más severo de anorexia nerviosa que habían atendido, pero a pesar del tratamiento la niña no parecía mejorar.

Pippa McManus

Su obsesión la llevó incluso a vendarse los pies por considerar que eran `gordísimos´.

Al salir de su hospitalización, Pippa comenzó a escribir cartas de despedida a sus familiares y amigos.

"No quiero crecer y tener una vida, en estos momentos no la tengo. No soy capaz de luchar más contra la anorexia. Lo he intentado mucho, pero me ha ganado", escribió en unas de las cartas.

A sus 15 años tuvo una recaída y  los médicos decidieron prohibirle la salida del hospital, pero poco tiempo después regresó a casa.

En esos días en su hogar, mantuvo una discusión con sus padres por su tratamiento. La reacción de la joven fue huir diciendo a sus padres: "Me voy a quitar la vida ahora mismo".

Pippa McManus

Pippa se lanzó frente a un tren y perdió la vida al instante. A pesar de dejar a su familia destrozada, su madre creo la Fundación para el Cuidado de la Bulimia y Anorexia en su nombre.

 

Te recomendamos en video