logo
Wellness 12/12/2013

Derriban mitos sobre el endulzante acusado de causar cáncer

Expertos científicos de la EFSA han investigado a fondo y revisado todos los datos disponibles sobre el aspartame y sus productos derivados, y han llegado a la conclusión de que el aspartame es seguro para los consumidores.

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA por su sigla en inglés), completó uno de los análisis de riesgo más completos que se ha realizado sobre el aspartame y concluyó que sus niveles actuales de exposición son seguros.

 

Esta revisión es parte de un programa constante y de gran alcance que EFSA está llevando a cabo para re-evaluar todos los aditivos alimentarios aprobados que se usan en la Unión Europea, y que espera terminar el 31 de diciembre de 2020.

 

“La importancia de esta noticia radica en que el aspartame ha sido uno de los aditivos alimentarios más estudiados de la historia, debido a su origen artificial y a los múltiples mitos que circulan sobre éste. Estos análisis despejan todo tipo de dudas con respecto a eventuales riesgos para la salud y confirman que su consumo es seguro en cualquier tipo de alimento”, destaca Rinat Ratner, Directora de la Escuela de Nutrición y Dietética de la Universidad del Desarrollo.

 

El Panel basó su evaluación en información sobre evaluaciones previas y publicaciones adicionales, y consideró todas las investigaciones científicas disponibles sobre el aspartame, los productos en los que se descompone y los resultados de estudios realizados antes en animales y humanos. El Panel concluyó, una vez más, que el aspartame es seguro y que la Ingesta Diaria Recomendada de 40 mg/kilo/día es segura para la población en general, con excepción de las personas que padecen del trastorno genético Fenilcetonuria (PKU), quienes deben seguir dietas bajas en fenilalanina.

 

Los expertos han descartado el riesgo potencial de que el aspartame dañe los genes y produzca cáncer. También concluyeron que el aspartame no daña el cerebro ni el sistema nervioso, ni tampoco afecta las funciones conductuales o cognoscitivas en adultos o niños.

 

“Lo importante también es la combinación de edulcorantes, para respetar así su Ingesta Diaria Admisible (IDA). Mientras la ingesta diaria que se haga de cada uno sea respetada, no hay riesgos en su consumo”, puntualiza Ratner.

 

El aspartame es un edulcorante y sustitutivo del azúcar de bajo contenido calórico que es utilizado en muchos alimentos que se consumen diariamente, incluyendo cereales en el desayuno, bebidas carbonatadas, productos derivados del yogur, pasta de frutas para untar el pan y dulces. El aspartame es también ampliamente usado como edulcorante de mesa. “En Chile, 1 de cada 3 niños tiene sobrepeso antes de los 5 años, según cifras del Minsal. Asimismo, es una realidad que el aspartame se utiliza en muchos alimentos y bebidas consumidos por los más pequeños, por lo tanto, la confirmación de su seguridad es una gran noticia”, enfatiza el doctor Francisco Moraga, Past Presidente de la Sociedad Chilena de Pediatría (SOCHIPE).

 

En el siguiente enlace encontrarás más información sobre este estudio
http://www.efsa.europa.eu/en/press/news/131210.htm