Fitness mental ¡acondiciona tu memoria!

¿A qué hora era la cita con el dentista? ¿cuánto dinero le tenía que depositar a mi amiga? ¿cuanto era el cumpleaños de mi cuñis? Si de un momento a otro hay varias cositas que parecen que se borran de tu mente sino las apuntas, esto es porque algo está pasando en tu memoria.

El Dr. Alejandro Enrique, jefe del Servicio de Neurología del Hospital Alemán asegura que “esta situación se presenta en personas que se encuentran estresadas, tienen presiones psicológicas, están fatigadas o quieren realizar demasiadas cosas al mismo tiempo”

Y es cierto, a veces queremos hacer tantas cosas que es obvio que algunas se nos pasen, por eso te damos algunos tips que adheridos a los ejercicios de gimnasia cerebral que te dimos hace poco tiempo te ayudarán a mantener en forma tu mente.

1.- Cambia la rutina: en algunas casos, como diario hacemos lo mismo, no nos damos cuenta que cualquier cosa diferente que esté en la rutina podemos olvidarla, por eso es necesario que diario hagamos algo diferente para que nuestra mente siempre esté alerta y esté pensando en las obligaciones diarias y en las que son ocasionales.  Esto tiene una explicación muy sencilla, la falta de memoria de corto plazo no se debe a la edad o a que las neuronas se mueran y no se regeneren, sino a la reducción del número de conexiones entre sí de las neuronas o dentritas (ramas de las neuronas). Esto sucede por una sencilla razón: falta de uso, tú solita ¡pon a trabajar a tu memoria!

2.-Dilo en voz alta: antes de decirte cualquier otra cosa debes saberlo ¡no es ridículo! y ¡no es de locos hacerlo! Cuando se trata de la memoria hay cuatro mandos del cerebro que entran en juego: la observación, la concentración, la visualización y la asociación. Así que cuando dejes algo en algún lugar dilo en voz alta y cuando lo requieras recordarás la frase que dijiste “dejo las llaves en el bote rojo” encontrarlas, será cosa fácil.

3.-Respira: a pesar de que tengas un día muy agitado, siéntate  y cuando cambies de actividad concéntrate en tener una respiración profunda. “El estrés aumenta la producción de la hidrocortisona, la cual, se ha probado que reduce las funciones de la memoria”, explica el Dr. Garry Small, autor de The Memoru Prescripction. Busca que tu frente, cuello y hombros se liberen de la tensión.

4. Pon imágenes: crea reglas mnemotécnicas que te ayuden a relacionar las cosas con imágenes o palabras que te faciliten acceder a los contenidos que buscas en tu cabecita. Por ejemplo, si vas a alguna dirección, y no recuerdas la ruta, fíjate cuando vayas por primera vez en el color de los anuncios o de los edificios eso te hará más fácil recordar el camino. Dirás algo así como “…y luego di vuelta donde había un letrero de refresco de cola y al lado un edificio amarillo”

5.Una cosa a la vez: las mujeres somos multitask por naturaleza, pero llega un punto en el que es de humanos no poder hacer todo a la vez, no te quieras lucir como la mujer maravilla, es mejor que hagas con calma todo pero que cumplas con todas tus obligaciones a que por querer hacer las cosas rápido dejes la mitad de pendientes empezados y sin terminar. La reflexión es simple, si haces cinco cosas a la vez usas el 20% de tu cerebro para cada tarea disminuyendo así la habilidad para concentrarte, si dedicas el 100% a cada cosa la calidad de concentración con la que realices cada una será la máxima.

Estos son consejos simples y sencillos que te ayudarán a mantener en forma tu memoria como si la llevaras al mismísimo gym.