Estos tips prácticos te ayudarán a hacer ejercicio en invierno

Para que no dejes los buenos hábitos en los periodos más fríos.

Los días nublados y oscuros sin duda influyen en el estado de ánimo de las personas fomentando un estilo de vida más sedentario en el que se prioriza pasar más tiempo en la casa

“Entrenar en cualquier época del año siempre será beneficioso, ya que la actividad física mejora nuestra calidad de vida y una mejora en nuestro organismo. Además, genera un hábito saludable y permitirá que en el verano hayamos alcanzado nuestros objetivos”, dice Daniel Fernandez, Gerente de Sede del gimnasio O2 Fit El Golf.

ejercicioprincipiante660x650.jpg

El especialista también recomienda realizar actividad física indoor con ambientes climatizados y así no exponerse a los cambios de temperatura.

¿Pero qué tipo de cuidados debemos tomar al hacer ejercicio con frío? Para el especialista de O2 Fit, “es muy importante comenzar el calentamiento previo abrigado y una vez que nuestra temperatura corporal aumente, podemos ir sacando algunas capas de ropa, para sentirnos más cómodos. Lo idea es usar vestimenta que permita que el sudor no se quede en la ropa”.

ejercicio660x650.jpg

Fernandez entrega además los siguientes consejos para las temporadas frías:

  • No perder el objetivo, tenerlo presente siempre para que sea la motivación para el ejercicio.
  • Entrenamientos cortos e intensos. No es necesario pasar horas dentro de un gimnasio, solo 30 minutos de actividad fisica de alta intensidad, 3 veces por semana son suficientes para lograr los objetivos que se proponen.
  • Asistir a un gimnasio donde profesores orienten, apoyen y garanticen resultados.
  • Cambiar periódicamente el ejercicio, ya que el organismo se adapta y responde más lento para lograr resultados. Se recomienda alternar las actividades y así serlo más motivador y con nuevos desafíos.
  • En lo posible, contar con la asesoría de Personal Trainer ya que su apoyo genera un mayor control del ejercicio.
  • Realizar clases de alto gasto energético para compensar las clásicas comidas invernales es lo ideal para no aumentar de peso en estos meses.
  • Usar una vestimenta que permita que el sudor no quede en el cuerpo ayudará a prevenir resfríos.