Cuando la piel se decolora: ¿qué es el vitiligo y cómo saber si estás expuesta?

El 25 de junio es el Día Mundial del Vitíligo. Te contamos más sobre esta enfermedad que afecta la piel

El vitiligo es una alteración de la pigmentación que se produce principalmente por la destrucción de la melanina, responsable de la pigmentación cutánea, lo que provoca que la piel comience a decolorarse o "blanquearse".

       DESCUBRE MÁS:

 

Entre el 0.5% y el 3% de la población padece de vitiligo, una enfermedad asociada al estrés emocional y a los trastornos autoinmunes, que se manifiesta con manchas claras en la piel, en diversas zonas del cuerpo. Se recomienda, sobre todo durante el inicio de la primavera, evitar la exposición solar, ya que es fundamental para obtener un mejor pronóstico. 

 

¿Cuáles son los síntomas?

La dermatóloga de Clínica Santa María, Dra. Carla Muñoz, explica que las lesiones se manifiestan con manchas sin color o blancas (acrómicas), en algunos casos con un suave tinte rosado, y pueden estar ubicadas en cualquier parte del cuerpo. También pueden aparecer en zonas con vello, como cuero cabelludo o cejas.

La especialista recomienda visitar a un dermatólogo apenas exista la sospecha de que se está desarrollando esta enfermedad, ya que el tratamiento precoz mejora el pronóstico. "En algunos casos, la patología se puede curar, especialmente cuando el tratamiento se inicia antes de un año de aparecidas las lesiones", agrega.

 

¿Cuál es el mejor plan de acción ante la aparición de manchas blancas?

La dermatóloga indica que primero hay que realizar un correcto diagnóstico, ya que existen otras enfermedades que pueden presentar síntomas similares. Luego, según la ubicación y extensión de las lesiones se puede iniciar un tratamiento tópico con corticoides u otros medicamentos. En algunos casos se puede indicar fototerapia o bien recurrir a otros métodos especiales. "No hay un tratamiento que sea mejor que otro, sino más bien,
depende de cada caso cuál es el adecuado", señala.

La piel lesionada es más sensible al sol, por lo que es importante tomar las precauciones necesarias, en especial cuando comienza la época primaveral. Salvo por esta indicación, el vitiligo es una enfermedad que no implica complicaciones médicas. Sin embargo, la patología sí impacta la imagen del paciente, en especial cuando las manchas aparecen en zonas visibles, como cara y manos.

La doctora Muñoz explica que los tratamientos estéticos más usados para disimular las manchas son los maquillajes correctores o "de camuflaje", los cuales permiten esconder absolutamente las lesiones. Muchos de estos son resistentes al agua y por ende los pacientes pueden utilizarlos todo el día e incluso mojarse.

Asimismo, en casos de vitiligos extremos en los que la piel con pigmentación normal es muy escasa y predomina la zona acrómica se puede despigmentar medicamente el área aún sana, lo que permite que la piel se vea de un color uniforme. Este tratamiento debe ser indicado por un médico dermatólogo.

Frente a la gran variedad de productos y tratamientos que se publicitan como cura definitiva a esta enfermedad, sobre todo a través de internet, la facultativa recomienda siempre consultar a un profesional. "Todo tratamiento siempre tiene riesgos y beneficios. Por ello para evitar o minimizar los riesgos lo ideal es consultar a un profesional acreditado y seguir sus indicaciones, evitando la automedicación o la recomendación de otros", explica.