Recomendaciones para el primer baño del bebé

Alternativas para que el momento sea seguro y de disfrute para ambos

La alegría de tener el bebé en casa de pronto se nubla pensando en todos los cuidados que debes tener para que sea feliz y saludable, entre esas dudas una de las más frecuentes en los bebés primerizos es el primer baño del bebé, que puede suponer todo un reto. La idea es que sea un momento placentero y seguro para todo, los que te presentamos una serie de recomendaciones que pueden ayudarte a hacer del momento toda una hermosa experiencia familiar.

Sin muchas las opiniones que se tejen sobre el tema, algunos piensan que no deben bañarse a diario, pero definitivamente es tu médico el que puede darte las mejores indicaciones, especialmente aquella con la que te sientas segura para que todo salga lo mejor posible.

sécalo con una toalla limpia y seca. sécalo con una toalla limpia y seca. - freestocks.org / Pexels

Sea el día que sea el recomendado o el que decidas, es importante que consideres todos los aspectos que encierran el tema como el lugar, la toalla, el jabón, el agua, la bañera, la temperatura, la ropa. Recuerda que el baño de nuestro bebé es una estupenda oportunidad para poder transmitir sensaciones de bienestar. Estar sumergido en agua cálida relaja le será de agrado, así que es el momento perfecto para establecer un contacto especial con él, que refuerce el vínculo afectivo.

La pediatra María Ferreira precisa que existen opiniones encontradas sobre la mejor fecha para bañar al bebé, “unos dicen al segundo día, otros dicen que, a los 7 días, lo que en todas las fuentes concuerdan es que se debe cuidar que el cordón umbilical permanezca lo más seco posible”, En su cuenta de Instagram @pediatraatualcance la especialista comparte las siguientes recomendaciones a la hora del baño del recién nacido:

Antes de la caída del cordón los baños deben ser con esponja, de manera muy delicada.

Cuando se caiga el cordón ya se pueden realizar los en el agua. Lo mejor es que el agua quede a dos centímetros debajo de la cicatriz umbilical.

Trata de hacerlo todos los días a la misma hora, como, por ejemplo, antes de cenar, le proporciona el ambiente adecuado para disfrutar de un buen descanso nocturno.

Cuanto lleves al niño al baño recuerda que debes tener todos los implementos como toallas, jabón, esponja de tal manera que no debas salir corriendo a buscar lo que falta, pues no debes dejar de sostener al bebé en ninguna parte del baño.

El ambiente mínimo 25-30•C

Ten todos los implementos antes de llevarlo a la bañera Ten todos los implementos antes de llevarlo a la bañera - Rene Asmussen / Pexels

El agua debe estar tibia, la mejor forma de saber si está perfecta para el bebé es colocando el codo en el agua y si la sientes placentera entonces adelante, coloca el bebé.

La piel, se lava con ayuda de la esponja. Lavar con cuidado los pliegues.

Debes mantén tus uñas cortas, evita tener elementos que puedan lastimarlo durante el proceso como pulseras.

El jabón debe ser de pH neutro. Enjabona por partes diferentes y enjuaga. Ve enjabonando por pequeñas secciones para evitar que se te resbale el bebé.

Las orejas hay que limpiarlas bien, con cuidado de no introducir agua y secar bien para que no tenga exceso de serum.

Para que se relaje es buena idea hablarle, cantarle y está muy pendiente si hace algún cambio de actitud raro o alguna parte del cuerpo cambia.

En cuanto a la duración del baño no debe ser más de 5 minuto, esto porque el agua se enfría rápido y se puede resfriar o incomodar.

Al terminar el baño sácalo con toallas limpias y secas inmediatamente, no lo frotes, limpia bien sus pliegues el área umbilical con cuidado, y vístelo al momento. No lo dejes en la toalla húmeda.

Lo más lo más importante es: disfrutar el momento relax para los bebés y que todos en casa disfruten del momento.

Mas de este tema:

Logra que el bebé duerma bien siguiendo estas sencillas recomendaciones

Cinco propósitos de Año Nuevo para una embarazada

Después de dar a luz, este es el momento ideal para comenzar la dieta