¡Cuidado! Poner música a tu bebé en el embarazo puede producirle sordera

No existe una base científica que afirme los beneficios sobre este hábito.

Dedicarle música a su bebé suele ser una costumbre habitual de las madres durante el embarazo. En ocasiones toman los auriculares y los instalan en las "orejas" de la barriga. Incluso, en los últimos años se han lanzado dispositivos como "Babypod", un altavoz musical intravaginal.

¿Pero esto es conveniente?

El pediatra español José Ramón Fernández indica que no existe una evidencia científica de que esta llamada estimulación musical sea beneficiosa.

Según reseña Infosalus, el experto en neonatología explica que "el feto está protegido por diversas capas que le aíslan del mundo exterior, ya que que no le llega el sonido en toda su potencia. por eso han creado un dispositivo intravaginal. Pero atención, estos ruidos no deberían superar los 45 decibelios. El 'Babypod' son 53 ó 54 decibelios, supera las recomendaciones de la Sociedad Americana de Pediatría".

¿Sordera y malformaciones?

Pese a que no hay una base científica que señale que la música es buena o mala para el feto, sí existe una que podría apuntar a lo contrario. "Hay estudios en animales y en niños que certifican que una exposición al ruido en etapas prenatales tiene riesgo de sordera. Igualmente puede producir malformaciones si además tiene lugar en el primer trimestre de gestación", añade el especialista.

Las investigaciones han revelado que ya en una incubadora, algunos ruidos puede resultar dañinos para el bebé. "Les puede ocasionar estrés. Además, precisa el doctor Fernández, que el ruido les hace que sus constantes sean más inestables. O bien una fuerte exposición al ruido puede provocarles alteraciones en su neurodesarrollo, así como en la audición", dijo.

"Recordemos que son niños de mucho riesgo, porque se trata de un cerebro que se está desarrollando. Con el ruido puede verse alterado dependiendo de los estímulos que se les ofrezcan", alerta el pediatra.

Precisó que en teoría, la audición del feto se ha completado "a las 20 semanas". Sin embargo, aboga por la prudencia, puesto que se desconocen los beneficios exactos. Lo que sí existe es "un negocio muy fuerte" en el entorno entre maternidad y crianza.

Te recomendamos en video