Lifestyle

Doménica Alessi, candidata a reina San Francisco de Quito nos deja ver su lado más sensible

Sin duda recordar es volver a vivir y para nuestra bella candidata hay vivencias que la pandemia dejó.

Doménica Angelina Alessi Vega, es parte de las diez candidatas a Reina de San Francisco de Quito, tiene 19 años de edad. Estudia Derecho en la Universidad San Francisco de Quito.

Doménica abre su corazón y nos cuenta algunas experiencias que la pandemia dejó y cómo estas marcaron a la #NuevaMujer que hoy es.

¿Qué hobbie es el que más apasiona a Doménica?

En realidad tengo varios hobbies pero el que más me apasiona es el modelaje. Aunque por el momento lo dejé porque esa industria en nuestro país aún no esta desarrollada ni para el fotógrafo, la marca, ni el modelo. Sin embargo amo la moda y siempre intento ayudar en lo que más puedo a mis colegas y el equipo que nos apoya.

Desfilé en New York en la mejor pasarela de la ciudad adquirí experiencias totalmente gratificantes fue una locura y fue ahí donde comprendí que la belleza siempre debe tener un propósito. Actualmente todos coincidimos que la belleza va más allá de lo que nos plantearon y eso me llevo de esa experiencia que viví.

El lugar seguro de Doménica

Amo a mis papás aunque no están juntos son divorciados se llevan muy bien por eso no siento que tenga huecos en mi vida o esos vacíos que necesite llenar con cualquier situación. Mi mamá es el amor de mi vida, mi mejor amiga, con ella salgo de compras, le cuento mis secretos si estoy enojada, triste o feliz todo lo sabe. Admiro su fortaleza y de ella he aprendido todo lo que hoy soy.

Tengo un hermano mayor que se llama Bernardo es un ‘osito’, su corazón es lo que más rescato de él, lo adoro. De parte de mi papá tengo dos hermanos menores, son mis mimados para realmente todo, cuentan conmigo siempre cuando quieren ir a jugar ahí estoy yo y así somos felices.

¿Qué rincón quiteño es el que más te gusta?

El rincón que más me gusta es la Iglesia de la Compañía por todo su historia desde el periodo de construcción ya que fue en diferentes épocas y tiene distintos tipos de arquitectura que la hacen única, el cuidado que mantienen por este espacio realmente es de aplaudir por todo el amor que le ponen para conservarla siempre linda para sus turistas.

Sus cuadros son lo que más me llama la atención, aunque el mensaje es fuerte como el cuadro de la muerte, me gustan porque la hacen tan única e inigualable.

¿Qué tradición quiteña quisieras rescatar?

Me gustaría rescatar el valor de cuidar las cosas porque no lo tenemos y por esto no valoramos lo hermosa que es nuestra ciudad, dañamos paredes, infraestructuras y demás sin ver que daño estamos causando.

Debemos sentirnos orgullosos de ser quiteños de tener tanta cultura.

Una historia que marcó su vida

La pandemia tocó la puerta de la familia Alessi como la de cientos de quiteños. Con lágrimas en lo ojos esta bella mujer nos contó que su papá fue contagiado por ella ya que había sido infectada y no tuvo ningún síntoma que pudiera prevenirla de lo que estaba pasando, fue así que su papá fue un paciente más de las largas listas de contagiados por el covid-19, fue valorado con el peor pronóstico por varias ocasiones y aunque a Doménica le pedían prepararse para lo peor su amor y su fe vieron despertar a su papá.

Hoy esta historia transformó su vida, dice valorar cada día de la vida de sus papás, hermanos, amigos, de su vida misma, hoy es una #NuevaMujer por el mensaje que dejó este aprendizaje para ver más con los ojos del alma y empezar a valorar la vida.

¿Crees que el amor está en extinción?

No, el amor jamás va a terminar porque sin amor el mundo no existiría, puede cambiar y transformarse dependiendo de la circunstancia y el momento, sin embargo, el amor está vivo y presente en todos, el amor nos llena la vida de color, sin amor no seríamos lo que somos, así de simple.

¿Cuál es tu proyecto?

Mi proyecto se quiere enfocar en el emprendimiento “Dame una mano”, así es el nombre de este sueño. Aquí quiero potenciar los pequeños negocios para que puedan mostrar sus servicios, por ejemplo: los carpinteros, albañiles, etc. Quiero impulsar a todos por medio de una aplicación que se desarrollará con la ayuda de la Fundación Reina de Quito para que todos podamos acceder a sus servicios y generar más trabajo y crecer apoyándonos unos a otros.

Tags

Lo Último


Te recomendamos