Serie You: "Que Dios me libre de las aguas mansas"

La serie You muestra un personaje psicópata con apariencia gentil recordando la famosa frase "Que Dios me libre de las aguas mansas"

You es una serie estadounidense que estrenaron en 2018 y nos muestra formas de amar en estos tiempos en el que las redes sociales juegan un papel muy importante. Es por eso que You te engancha al palpar esta realidad.

Según el psicólogo clínico David Sucre, Joe, el protagonista de la serie es una persona psicópata y esa psiquis se esconde a través de una máscara que se ha denominado como la máscara de la cordura, con cierta estabilidad mental para demostrar control y tapar todos esos elementos fríos, monstruosos y controladores que tiene por dentro.

La serie acierta al llamarse “Tú” porque las personas que tienen una estructura mental psicopática necesitan de ese otro. Esto con la finalidad de satisfacer sus necesidades afectivas y amorosas.

Entonces ese otro pierde su capacidad humana y pasa a ser un objeto de consumo, un objeto para satisfacer necesidades, un objeto de placer y del cual intentamos controlar todo lo que hay internamente.

Gracias a ese otro el psicópata juega, intenta buscar sus objetivos a través de saciar sus necesidades afectivas y lamentablemente concluyen eliminándolo o matándolo.

Es difícil y complicado distinguir a un psicópata porque se viste de amabilidad, extremo control, buen trato, servicial, buena cara y sonrisa perfecta. Sin embargo, las motivaciones internas que esconde todo esto es negativo porque son personas que tienen muerta el alma.

A las personas con cuadros de psicopatía también los llaman desalmados porque no logran conectarse empáticamente con el otro para entender que tienen las mismas necesidades sino los ve como objetos.

You muestra a los psicólogos, filósofos y psicoterapeutas que el amor no es aprehensible. Es decir, el amor del siglo XXI es un amor difícil de anclar a las personas, es muy pasajero, es muy rápido y es usado como objeto.

“Las redes sociales han hecho que disociemos de nuestra personalidad e identidad y que construyamos una persona virtual que se asemeje a esa persona que nosotros buscamos llegar a ser”, comenta Sucre.

En redes sociales manejamos una personalidad que no somos en la vida real, tal cual como los psicópatas.

El mundo de las redes ha permitido que también nos pongamos máscaras y usurpemos identidades así como controlar y stalkear para ver qué pasa con nuestra pareja, demostrando así rasgos de inseguridad, de miedo a la soledad, etc. Esto es conocido en la filosofía como el amor líquido, tal cual pasa el agua por nuestros dedos y se derrama.

Estamos en una sociedad muy narcisista y lastimosamente está descontrolada dentro de su alma y de su psiquismo y para poder solventar eso se vuelve muy controladora.

Antes nos enseñaron el “hasta que la muerte nos separe” y hoy se maneja el discurso “disfruta mientras dura” tal cual lo hacemos con algún producto con fecha de caducidad que cuando ya no cumple con satisfacer nuestras necesidades lo desechamos y lo remplazamos con otro.

El mundo falso gracias a las redes sociales

El especialista dice que con esto dañamos nuestros vínculos porque genera sufrimiento y aunque queramos estar solos vamos a necesitar de ese otro que te de likes, que vea tus publicaciones y te haga sentir importante en tu vida y en la suya.

Es por esto que You hace una crítica de las redes sociales, de que todo sea público y en tiempo real a través del internet porque con esto cuestiona nuestra intimidad, confidencialidad y vida privada.

Muestra las consecuencias de tener una vida pública digitalmente hablando bajo el pensamiento erróneo de que podemos controlarlo pero en un mundo on-line somos presos de este.

Además en You te das cuenta como las personas pueden perder la razón y llegar a la locura con el acoso sexual, cibernético y el mal empleo de las redes, mismas que tienen absolutamente todos nuestros datos y nuestra vida, la que les cedimos cuando creamos nuestros perfiles.