Sobrina numeróloga de Santa Teresa de Los Andes habla de su tía y del poder de los números

Por el lado materno viene de un linaje de sanadoras, y por el paterno es la única sobrina viva de Santa Teresa de Los Andes. Considera que los números son nuestro ADN, claves para conocer nuestra misión en esta vida. Estas son sus razones.

Por Carolina Palma Fuentealba.
Fotos: Patricia Ibañez.

Rosaura Fernández, sicóloga y numeróloga, es la única sobrina viva de Juanita Fernández Solar, Santa Teresa de Los Andes, quien era hermana de su padre. No cabe duda que el lado paterno la acercó hacia la espiritualidad, la entrega y la fe. De la parte materna viene de una línea de mujeres italianas, de las zonas de Chiavari y Ravello, todas nacidas un 27 de septiembre, incluida ella. "No tengo ni hijo ni descendientes nacidos ese día, es decir, al parecer conmigo se cortó esa historia. Somos una descendencia de mujeres magas, sanadoras.

Siento que nací como en 'La casa de los espíritus', donde todas sentían ganas de ver hacia delante, de sanar con sus manos, de comprender este lenguaje de lo invisible", revela.

Disfrutaba de una gran cercanía con su "nona"; de hecho cuando era pequeña salían a pasear mientras le enseñaba a reconocer las emociones de las personas sin que hablaran. También le mostró el significado oculto de los números. "Los números fueron parte de mi vida desde siempre, y como un juego leía los números de las casas y adivinaba lo que pasaba dentro. Lo incorporé tanto que sabía por qué tenía determinado número de la lista en el colegio", cuenta entre risas. Por lo mismo realiza consultas personales y talleres (puedes pedir hora al mail [email protected]) donde entrega herramientas para que a través de los números sepamos cuál es nuestra tarea de vida. Sobre su santificada tía, comenta que su papá estuvo involucrado en su canonización.

¿Cómo es esto de tener una tía santa?
Muy normal. Cuando chica íbamos a Los Andes donde esta tía monjita y le rezábamos. Hasta ahora no me ha tocado pedirle un favor grande, así es que no se da esa dinámica de hacer peticiones 'a mi tía'. De ella atesoro su mesa y otros artículos que usaba. Por ahora no quiero hablar tanto de ella porque más adelante haré un libro sobre su historia, bien 'cototo'.
¡Lo esperaremos! Increíble como se juntan estas dos líneas familiares en tu vida.
Sí, y son aparentemente opuestas, pero lo cierto es que ambas tienen la misión de sanar y ayudar al otro.

Si nos enfocamos en la numerología, la primera pregunta que me surge es quién le dio significado a los números. ¿Cómo confiar en ellos?
La numerología, según estudios antiguos, viene de los sumerios. Ellos la pasaron a los egipcios, y no sabemos quién dictaminó qué el 1 significara algo, pero ellos lo estudiaron y se relacionaban con el mundo de una forma distinta. Tenían un desarrollo espiritual grande. También siento que se trató de una intervención de seres de otros mundos para dar información a los humanos. Recordemos que los números fueron lo primero que se creó en el universo, tienen una vibración.

¿Para qué sirve la numerología?
Es una ciencia que te enseña a conocerte y conocer cuál es la tarea de nuestra vida, son claves. Los egipcios creían en la transmutación de las almas, no pensaban que se acabó la vida, sino que te ibas a otro plano. Cuando creo en otra vida, sé que traigo información para saber a qué vine y, si traigo karmas de otra vida, también lo sé a través de mi fecha de nacimiento. En mi caso, que nací el 27 de septiembre, es un número de recompensa kármica porque ya hemos hecho bien en otra vida. Con los números sé qué vine a desarrollar en esta encarnación. Ahí se junta con mi espiritualidad católica, porque recordemos que San Agustín le pregunta a Jesús qué fue en otra vida, y Jesús le pregunta lo mismo… Era normal pensar que eras el espíritu de alguien.

¿Podemos dar la técnica para sacar su propio número?
Se pueden enredar un poco si se da "la técnica". Me parece importante decir que los números son códigos. Por ejemplo, si tu número después de la suma de tus números de nacimiento es 14 (se llega sólo hasta el 22, y si es mayor se suma), pero naciste un día 21, igual cambia el resultado. Ideal que se acerquen a la numerología para entenderla. Basta la fecha de nacimiento y se puede saber quién está frente a uno, que año está viviendo, cuáles son sus trampas y qué hacer.

No solo hablamos del número de nacimiento, sino también el de teléfono, cédula de identidad, direcciones, ¿no?
Sí, el número de la cédula de identidad significa qué tarea te da la sociedad; el número de la casa, la tarea que tienes ahí, y muchas veces ocurre que da el mismo número.

¿Y qué pasa cuando se repiten los números en la suma de la casa, oficina, cédula o teléfono?
Significa que el universo te pide a gritos que cumplas tu tarea de vida, los números son guías. Por ejemplo, el número de mi casa es el mismo mío, y no lo hice a propósito porque ni siquiera estaba puesto. El nombre también se puede llevar a números.

Hay muchas personas que dicen que ven un número todo el rato en su teléfono, computador, carteles. Por ejemplo, el 11, 22, 13… ¿Es relevante?
Sí, siempre quieren decirnos algo. Con el 13, y más encima si la persona es número 13, su gran tarea es aceptar los cambios. Habla de una persona poco flexible, rígida, y seguramente la vida de esa persona estará llena de cambios. Ahí hay que aprender que los cambios son nuevas posibilidades, nuevas alegrías, y cuando lo vean así, los cambios serán muy favorables.

¿Consideras importante saber el número de la familia o pareja?
Cuando sé mi número también es recomendable saber cómo influye la herencia materna y paterna, para entender su actuar y mejorar así la relación. Cuando sé el número de mis padres y abuelos, comprendo de dónde vengo. La vida en sí es compleja, y si tengo una llave que me ayude abrir puertas dentro de la complejidad, mejor. Con respecto al número de la pareja, tengo la posibilidad de saber cuán compatible o hasta qué puntos estamos unidos.

Contabas que era muy normal que uno tuviera el mismo número que la suegra.
Claro, y un ejemplo conocido es el de la reina Isabel con Diana de Gales. La suma de los números de ambas es 16, entonces Carlos escogió para procrear a una mujer que tuviera los mismos atributos que su mamá. Otros ejemplos de unión de números son Marilyn Monroe y John Kennedy, ambos 16 también, muy potentes y rupturistas. Hay puros personajes con el 16. No existen las casualidades, sino que las causalidades.

¿Cómo saber que estamos entrampados en nuestro número?
La reina Isabel vive entrampada en un castillo, cuando su número 16 vino a vivir y trabajar la libertad. John Kennedy vino a trabajar la libertad, y cuando se hace presidente debe vivir en norma y forma, se coartaba. Quizás por eso es conocido que se escapaba para vivir en las fiestas. Por su parte, Marilyn podía mantenerse soltera y pasarlo bien, pero ella buscaba cómo encadenarse con los hombres.

Si analizamos hechos históricos potentes, nos damos cuenta que muchos llevan el número 11. ¿Tendrá un significado?
El número 1 es un motor para las acciones. Si se repite dos veces el 1 es el doble de energía. Por lo mismo se escoge esta fecha para guerras, atentados, etcétera… Se usa para bien o para mal.

¿Crees que las personas poderosas del mundo sepan sobre esta ciencia?
Por supuesto, absolutamente. Partamos con que los padres de la patria de Estados Unidos fueron personas místicas, masones. Su escudo está lleno de simbolismos, está el ojo de Horus, una pirámide, entre otros signos. Todos los grandes personajes en la historia de la humanidad se manejaban con la información que fue privilegiada para la clase sacerdotal. Siempre hay que tener claro que la información la ha manejado la clase alta, los sacerdotes y sacerdotisas de los templos. Ellos podían decirle a faraones, papas, etcétera. Como siempre, si tengo la información, tengo el poder.

¿En qué lo vemos reflejado?
En Estados Unidos se escogió el 4 de julio para su fundación, el número de la estabilidad y del dinero. Los franceses escogen el 14, número que tiene que ver con ser los grandes lobistas del mundo. No sé por qué O'Higgins, siendo tan involucrado en la masonería, escoge el 18 para Chile, el número del aprendizaje a través del dolor, que refleja tanto nuestra historia…

Y si hablamos de la presidenta, Michelle Bachelet. ¿Cómo la ves?
Su número matriz es 18, entonces tiene más posibilidades de salir electa siempre, toda la potencia. ¿Sabes quién más es 18? Sebastián Piñera. Si tomamos la fecha de la Presidenta, este año vive el número 18, un número de duda, confusión, poca claridad, de tomar malas decisiones, de miedo o de desestabilización familiar. Luego de su cumpleaños en septiembre, sale de la oscuridad a la luz. A ella le viene un número de buenas decisiones, de amor. Es parecido al que vivió entre septiembre del 2006 a septiembre del 2007, justo cuando pasó lo del Transantiago y estuvo mal públicamente, pero después salió casi invicta al año siguiente y terminó bien. El próximo año la libera, sale de la oscuridad a la luz.

¿El 2015 tendrá alguna característica especial?
En Chile, si tomamos de septiembre de 2014 a septiembre de 2015, da como resultado un 7, un año de éxito, y por eso ganamos la Copa América. Ahora, si se preguntan por qué no podría haber tenido éxito en otras áreas, es porque si quien lo dirige le pasa las riendas a otro (que fue lo que hizo la Presidenta), se va el protagonismo de la vida. Si este fuera un carro, y le paso las riendas a otro, el carro se va a dar vuelta. La tarea es tomar yo las riendas de la vida, ir hacia delante, así se triunfa. El próximo año es de pasión, intensidad, fuerza, logros. Quizás pueden irse al extremo, todas las reformas o ninguna reforma, entonces es un año para trabajar el equilibrio.Imagen foto_0000002520150907115227.jpg