Kim Kardashian dio positivo en un test para lupus y artritis reumatoide

Le espera una dura batalla.

Kim Kardashian está pasando por un duro momento de salud y es que un test dio positivo para anticuerpos de lupus y artritis reumatoide.

"Sus anticuerpos son positivos para el lupus y la artritis reumatoide", le dijo por teléfono el Dr. Daniel Wallace, mostró el estreno de la temporada 17 de Keeping Up With The Kardashians.

El lupus es una enfermedad autoinmune incurable, mientras que la artritis reumatoide es un trastorno inflamatorio crónico. Wallace dijo que "fiebres, sarpullidos y llagas en la boca" se encuentran entre los síntomas de esas enfermedades, además del agotamiento, el dolor en las articulaciones, las manos hinchadas y las náuseas que Kardashian West ya había estado experimentando, reseñó Insider.

View this post on Instagram

KKW X WINNIE KKWBEAUTY.COM

A post shared by Kim Kardashian West (@kimkardashian) on

Kim Kardashian fue diagnosticada con lupus

Wallace aclaró, sin embargo, que las pruebas positivas para estos anticuerpos pueden ser engañosas: "A veces se pueden obtener falsos positivos en estos exámenes", dijo, y programó una próxima cita de seguimiento.

View this post on Instagram

💫

A post shared by Kim Kardashian West (@kimkardashian) on

"Me estoy volviendo loca", dijo Kardashian West entre lágrimas a su madre y hermanas.

"El médico explicó que podría haber falsos positivos cuando se trata de análisis de sangre", dijo Kardashian West en un confesionario en solitario. "Realmente te metes en la cabeza y piensas en las peores cosas posibles que pueden suceder. Durante los próximos días será realmente un infierno, vivir, preguntarte: qué tengo, qué está pasando y cómo solucionarlo".

La madre de cuatro hijos de 38 años creía originalmente que tenía artritis reumatoide después de investigar sus propios síntomas. También consideró la posibilidad de que simplemente sufriera estrés y ansiedad antes del nacimiento de su cuarto hijo, Psalm West, a través de una madre sustituta en mayo.

Más tarde, le confió a su amigo Jonathan Cheban sobre sus preocupaciones de salud en curso. "Me desperté y tenía las manos rígidas. No podía usar mis manos", le dijo. "No pude recoger un cepillo de dientes. Literalmente, no pude abrochar mi sostén. Fue realmente malo".

View this post on Instagram

👀 📸 @backgrid_usa

A post shared by Kim Kardashian West (@kimkardashian) on

Kardashian West, que todavía estaba esperando los resultados de su examen, agregó en un confesionario en solitario: "He estado tratando de ignorar el dolor, pero es muy aterrador. Tengo un bebé en camino, tengo una escuela de derecho, no puedo vivir sin saberlo. Estos pocos días son simplemente tortuosos”.

Te recomendamos en video: