En el Día Internacional de la Mujer Indígena: Conoce a 3 líderes

En todo el mundo, y en particular en América Latina, este día se instauró en honor a la lucha de la guerrera aimará bartolina sisa, quien se opuso a la dominación española y fue cruelmente asesinada el 5 de septiembre de 1782 en La Paz, Bolivia. En definitiva, se trata de un homenaje a todas las indígenas que hoy se esfuerzan por superarse, por sacar adelante sus familias, y por ser las portadoras del conocimiento ancestral de sus pueblos.

 

Imagen foto_0000002220130905091313.jpg

El Programa Chile Indígena pretende seguir apoyando el desarrollo de las facultades de liderazgo que les permitan ejercer plenamente sus derechos, y a la vez participar en la vida nacional como portadoras de un valioso legado cultural y social.

Al respecto, Karina Doña Molina, directora nacional del Programa Chile Indígena de la Corporación Nacional de Desarrollo Indígena (Conadi), cuenta que "es parte fundamental de este programa iniciar un proceso de reconocimiento del importante rol que desempeña la mujer indígena en los territorios, en la comunidades donde se vive y practica la cultura ancestral. La idea es contribuir al desarrollo de una sociedad multicultural como la chilena, que permita un mejor desarrollo de los pueblos indígenas tanto en el ámbito rural como en las grandes ciudades, pero también visibilizar el trabajo que realizan cientos de mujeres indígenas cuya labor en la comunidad denota una fuerza y un significado invaluable".

MUJERES LÍDERES

Rigoberta Menchú: Se convirtió en la primera indígena –y la mujer más joven– en recibir el Premio Nobel de la Paz. Ella declaró: "Soy hija de la miseria y la desigualdad social; soy un caso ilustrativo de marginación, por ser maya y mujer; he sobrevivido al genocidio y la crueldad". Con el dinero del Nobel creó la Fundación Vicente Menchú, su padre, para ayudar a los más necesitados, no sólo indígenas, y una organización que se encarga de representarla en zonas de conflicto y de participar en encuentros internacionales.

Rosa Parks: Se negó a ceder su asiento en un autobús público de Alabama en 1955. Con este gesto tan simple, Rosa ayudó a poner fin a la segregación racial en Norteamérica. Era afroamericana, de profesión costurera e hija de un carpintero y una maestra de escuela. En esa época los buses estaban separados por una línea para que los blancos entrasen por delante y los negros lo hiciesen por detrás. Rosa se subió a un autobús público para volver a su casa y se sentó en el medio, lugar donde los negros podían sentarse mientras no hubiese ningún blanco de pie.

Rayén Quitral: Fue una soprano chilena de origen mapuche, reconocida a nivel internacional por su interpretación de la "Reina de la Noche" en la ópera "La flauta mágica". También resaltaba por sus presentaciones con atuendos mapuches, demostrando orgullo por sus raíces indígenas. Se presentó en varios países de América, para luego residir largo tiempo en México.