El mal del hombro doloroso: mira por qué un cuarto de los chilenos lo sufre

El hombro doloroso es una de las consultas médicas más frecuentes, y llega a afectar al 85% de la población en algún momento de la vida. Es más frecuente en personas de edad avanzada o que realizan trabajos pesados.

Imagen
Imagen: Getty

El hombro es la articulación con más movilidad de todas las existentes en el organismo y por ello, la más propensa a presentar problemas. Y es que no está formado por una única articulación, sino por varias, junto con un número importante de músculos y tendones, todas las cuales se pueden lesionar y producir dolor.

Así lo indica el traumatólogo de Clínica Ciudad del Mar, doctor Jaime Valdés Valdivia, quien precisa que a pesar de ser una patología muy frecuente, las causas que producen dolor de hombro, no son siempre bien conocidas. Dicho dolor puede ser debido a lesiones propias de la articulación, de los músculos, de los tendones y de los ligamentos que la componen (intrínsecas). En ocasiones, lesiones más distantes a la articulación también producen dolor en dicha zona (extrínsecas).

De las causas intrínsecas de hombro doloroso, un porcentaje muy importante de los casos se debe a problemas localizados alrededor de la articulación: en los ligamentos, los músculos, los tendones o en las bolsas serosas (periarticular), y en otro porcentaje menor el dolor se produce dentro de la articulación (intrarticular).

Y si bien este dolor limita poco la movilidad, en ocasiones impide realizar ciertos movimientos, siendo más intenso por la noche, sobre todo al dormir sobre el brazo y mejora después de moverlo suavemente. En otros casos, el dolor es muy intenso y agudo, pudiendo sentirse el dolor en la zona cervical, brazo, antebrazo y mano. Incluso puede presentarse una pérdida casi completa de la movilidad.

El especialista señala que mientras antes se comience el tratamiento, es mejor el pronóstico. Éste consiste en mantener la articulación en reposo, sin realizar esfuerzos, pero nunca hay que inmovilizarla con vendajes, sino que hay que realizar ejercicios de rehabilitación. Asimismo, precisa, es importante prevenir, evitando lo que agrava el dolor, como por ejemplo, dormir o trabajar con los brazos por encima de la cabeza, movimientos repetidos del hombro con el codo alejado del cuerpo, cargar grandes pesos y forzar el hombro hacia atrás en lugar de desplazar el cuerpo entero.