Fundación Jumex: un nuevo museo en la ciudad de México

Por qué es importante para México que existan esta fundación y este nuevo espacio de exhibición.

Ninguna colección de arte contemporáneo en el mundo tiene tantas piezas de artistas mexicanos como Fundación Jumex Arte Contemporáneo. Mucha gente no conoce la labor de esta fundación y la verdad da mucho coraje cuando la gente que sí la conoce dice que es un pretexto de esta empresa para evadir impuestos. No sé si lo sea, ¿cómo lo sabría? Pero hay que reconocer que tanto la fundación como este nuevo museo son algo bueno para México.

Desde el sexenio de Luis Echeverría (1970-1976), los museos de México no tienen presupuesto del gobierno para nuevas adquisiciones. Sí, aceptan donaciones y en casos especiales después de mucho papeleo logran adquirir alguna pieza, pero de ninguna manera se ha podido hacer una colección de obras posteriores a 1970. Aquí es donde entran en escena coleccionistas privados, como Eugenio López Alonso, quien decidió depositar su colección de arte contemporáneo dentro de la Fundación Jumex. Gracias a esto se tiene una colección sumamente seria y articulada de la producción mexicana, nada banal, si tomamos en cuenta que es una de las 10 colecciones de arte contemporáneo más importantes del mundo.

Fundación Jumex Arte Contemporáneo tiene un espacio de exposición en la planta de Jumex en Ecatepec desde hace 12 años, pero este 17 de noviembre abrirá sus puertas un nuevo museo en Polanco (Blvd. Miguel de Cervantes Saavedra #303).

En este lugar, obra del arquitecto David Chipperfield, podrán verse algunas de las obras más representativas de la colección, pero sus exposiciones principales serán temporales. ¿Y por qué es importante el arte contemporáneo desde México? Pues, vivimos una situación difícil, en un país lleno de violencia pero también con un crecimiento económico estable.

La producción de arte desde este contexto resulta muy interesante, sobre todo si tomamos en cuenta que un objeto de arte es considerado tal a partir del momento en que refleja una idea que simboliza las ideas colectivas del contexto en el que fue creado. ¿Ah, verdad? Me puse técnica. Pero, de esta forma, las obras de arte contemporáneo son un discurso sobre la realidad de nuestro país, un discurso encriptado que logra trascender fronteras y hablar con toda libertad de la realidad mexicana. Gracias a Fundación Jumex, este discurso, esta información, será documentada y expuesta a la mirada de todos.

Les dejo la página de Fundación Jumex y la de mi artista contemporáneo mexicano preferido, que no sé por qué Jumex no lo ha descubierto. Verán lo que quiero decir con eso de que las obras de arte simbolizan ideas colectivas y formulan un discurso sobre nuestro contexto social.