La triste historia de los hijos de Jackie Chan

El otro hijo del actor fue a prisión por posesión de drogas.

Es uno de los actores más queridos y recordados del mundo. De hecho, tiene una fortuna valuada en los 350 millones de dólares, es la referencia universal del cine de artes marciales y el quinto actor mejor pagado de 2017, pero su vida familiar es un desastre: Su hija Etta tiene 18 años y afirma que su padre es homofóbico y por eso vive en la calle con su pareja, una canadiense llamada Andi Autumn.

Etta Ng es la hija ilegítima del actor, nacida de una relación extramatrimonial de su padre. Aunque este se ha pronunciado a favor de la comunidad LGBT en videos, él no tiene relación con su hija, que afirma que no lo consideraba su padre y que no lo perdonará. Elaine, la madre de Etta conoció a Jackie en 1998 y tuvieron un romance mientras él estaba casado. Ella afirmó que estaba embarazada y este solo afirmó que "solo cometió un error que cualquier hombre soltero puede cometer".

Chan nunca reconoció a Etta como hija y no habla de eso, pero con su familia legítima no parecen ir mejor las cosas. De hecho, en 2015, el actor afirmó que fue forzado a casarse con la actriz Joan Lin en 1982 al esta quedar embarazada de Jaycee, el hijo del actor. Siguen casados, pero ella lleva una vida de bajo perfil. Tampoco fue cercano a Jaycee, pues se dedicó a su carrera.

Hasta que en 2014, este fue arrestado por posesión de marihuana en su apartamento de Pekín y fue condenado a seis meses de cárcel. Esto sanó la relación entre ellos, pues Chan dijo que la prisión hizo madurar a su hijo.

Ahora el actor rodará la cuarta entrega de "Una pareja explosiva" y ha hecho películas con Adrien Brody y John Cusack, pero al parecer, no es tan afortunado en su vida personal.

TE RECOMENDAMOS EN VIDEO