Los espárragos podrían multiplicar el cáncer de mama

Evita el consumo de estos alimentos que, aunque puedan ser ricos y nutritivos, contienen una sustancia natural que contribuye a multiplicar las células cancerosas

Aunque está muy en boga el consumo de infusiones verdes o de algunos zumos o batidos verdes para adelgazar o enriquecer de nutrientes el organismo, habría que sacar de la receta un ingrediente que puede resultar  contraproducente para quienes padecen o padecieron de cáncer de mama.

Los espárragos pueden ser ricos y nutritivos, pero contienen una sustancia natural que  contribuye a multiplicar las células cancerosas; así lo demostró un estudio elaborado por  un grupo de científicos e investigadores de Cambridge en Reino Unido.

Los expertos señalaron que los espárragos contienen la esparagina un aditivo químico natural que activa las células cancerosas, por lo que su ausencia evitar el crecimiento o propagación del cáncer de seno, tanto en hombres como mujeres.

La esparagina es un aminoácido que también está presente en las aves de corral y algunos alimentos que provienen del mar, que evidentemente, también sería apropiado sacar de la dieta de quienes padecen este tipo de cáncer.

El estudio que llevó a estas conclusiones estuvo protagonizado por animales del Instituto Cancer Research UK Cambridge con la intención de descubrir el comportamiento y los rasgos de las células tumorales permanentes en la sangre y en los lugares del organismo donde se dispersa el cáncer. Específicamente se trataron ratones con cáncer de mama triple negativo, una variación más agresiva de esta afección, que no posee receptores de hormonas como el estrógeno y la progesterona, y además produce baja cantidad de la proteína llamada HER2. La tasa de mortalidad del cáncer de mama triple negativo es más alta que el promedio de los tipos de cáncer.

Gregory J. Hannon, responsable de dicho estudio elaborado en Cambridge, aseguró que "los resultados del estudio sugieren que los cambios en la dieta pueden afectar tanto a la forma en que un individuo responde a la terapia primaria como a las probabilidades de que la enfermedad se extienda posteriormente".

Por su parte, el coautor del trabajo, Ravi Thadhani, añadió que los resultados del estudio "pueden tener implicaciones no solo para el cáncer de mama, sino para muchos cánceres metastásicos".

Ya se está planificando una nueva etapa del trabajo en la que estarían implicados humanos y, más adelante, pacientes con cáncer. La intención es suministrar dietas con alimentos bajos en esparagina para así poder comprobar que los niveles de este aminocacido bajen y así las probabilidades de padecer cáncer.

Alimentos como lácteos, aves, pescados y otros mariscos, carne de res, huevos, espárragos, patatas, soja, legumbres, nueces, semillas, y granos enteros contienen alto nivel de esparagina.

Si eres paciente con algún tipo de cáncer, recuerda que, independientemente de los estudios o investigaciones, es fundamental que trates estos temas con tu oncólogo o médico de cabecera.

Te recomendamos en video: