Granjas de algas como alternativa sustentable para el futuro

Las algas además de servir para construcción, tienen alto valor nutricional puesto que contienen muchas vitaminas, amino ácidos y minerales. Incluso son utilizadas para producir azúcar, especias, aceites y alimento para animales.

Algunos investigadores del Instituto Real de Tecnología en Suecia iniciaron un proyecto de cultivo de algas submarinas en cuerdas. Recogen el exceso de algas del Mar Báltico, que debido a su baja salinidad tiene unas fuertes implicaciones biológicas, y posteriormente las cultivan en una granja.

Seis meses después las algas están listas para ser son recolectadas, refinadas y producidas de manera ecológica en comida, medicina, plásticos y energía. El mar es muy rico en nutrientes, por ello puede haber una sobreproducción de algas.

Casi 3 cuartos de la superficie de la tierra está cubierta por mar y el mar posee una gran capacidad de producción. La humanidad utiliza el 40% de los ecosistemas de la tierra y solo el 1% del mar.

Las algas son utilizadas también en la industria de la construcción y para fabricar combustible.

Implicaciones negativas

algas2660x550.jpg

Playa Pwani Mchangani. Atlantide Phototravel/Corbis

Algunas especies de algas cuando florecen liberan toxinas venenosas, que pueden dañar a los seres humanos y animales, además de amenazar al ecosistema. Pero los investigadores ya trabajan en ello.

Por ahora solo cuentan con una granja, pero se espera que con el tiempo más personas quieran formar parte del proyecto, contribuyendo al desarrollo de alternativas sustentables.