España: Gobierno de EEUU se compromete “de nuevo” a limpiar residuos nucleares de Palomares

palomares550x389.jpg

Bombas caídas en Palomares en un museo de Nuevo Mexico, EEUU. (cc) Marshall Astor – Food Pornographer

El “incidente de palomares” fue un accidente ocurrido en el marco de la Guerra Fría, donde dos aviones de la fuerza aérea de los Estados Unidos colisionaron en el aire, incendiándose y dejando caer su carga nuclear en tierras españolas; esto, mientras una nave nodriza intentaba cargar combustible en la que llevaba la carga radioactiva. Si bien las cuatro (o cinco) bombas atómicas no estallaron, liberaron su carga de plutonio en la localidad de Palomares (Andalucía),  que aún hoy se encuentra contaminado por la radiación.

Desde 2009, el gobierno español he hecho estudios en el sector, analizando unas 700 hectáreas en busca de residuos nucleares. Se ha encontrado al menos 41 de ellas con problemas, por lo que la autoridad ha comprado o arrendado esos terrenos. También hay sectores de Palomares cercados con vallas, terrenos que los ambientalistas consideran peligrosos, pero cuyas cercanías siguen sirviendo para la agricultura de consumo humano.

Pasado el incidente, la dictadura de Francisco Franco envió a guardias civiles –sin las protecciones adecuadas- a apoyar el trabajo de limpieza que estaba haciendo Estados Unidos en la zona. El gobierno norteamericano retiró 1400 toneladas de tierra de España, para depositarlas en el depósito nuclear de Savannah River, en el estado de Georgia. También recuperaron una bomba que cayó en el mar, a 5 millas de la costa, y a más de 800 metros de profundidad, gracias a los datos entregados por pescadores locales.

Desde hace años, el gobierno estadounidense ha propuesto al español limpiar la zona afectada, y hoy jueves, una vez más, desde la embajada se prometió trabajar en un compromiso “aceptable” para España. En todo caso, desde ambos lados se entiende que estas soluciones pueden alcanzarse sólo en el largo plazo y que todo dependerá de las decisiones políticas de los gobiernos.

Mientras tanto, la zona de Palomares seguirá siendo el más radioactivo de España y la zona más contaminada del mundo con Plutonio.