10 formas en las que un hombre puede ser aliado en tiempos de alerta de género

Necesitamos a los hombres como aliados para cambiar el sistema.

¿Los hombres feministas?

Los hombres no pueden ser feministas porque ellos no saben qué es vivir en un constante miedo, una inseguridad que te persigue todos los días o estos obstáculos que trae consigo la vida por tu género.

Sin embargo, sí pueden ser aliados en la lucha. Cambiar el sistema es beneficioso para las mujeres, pero también para ellos. Los hombres han sido obligados a reprimir su necesidad de comunicarse y expresarse teniendo esto muchas consecuencias para todos.

Es importante entender que al ser aliado es imposible que te vuelvas protagonista de la lucha. Aún así desde tu trinchera puedes apoyar mucho, y estas son algunas formas para de convertirte en un aliado feminista.

De esta forma ellos pueden ser aliados:

1.- No quieras ser líder de la lucha. 

Es un movimiento de mujeres, un espacio seguro para ellas, y en donde exigirán las necesidades que solamente ellas saben cuáles son. No se necesita otro hombre que quiera controlar la lucha.

2.- No seas testigo de injusticias. 

Muchos se sienten bien por no violentar física, sexualmente o emocionalmente a las mujeres. No obstante, son testigo de cómo sus amigos lo hacen, terminan riéndose, y siendo cómplices.

3.-No sexualices mujeres. 

No seas ese hombre que espera un aplauso por no violentar mujeres, pero todo el tiempo las está viendo como un objeto.

4.- Informarte de la causa. 

Tienes toda la información a tu alcance a un click de distancia. Comienza a informarte para entender en qué situación están viviendo las mujeres, y por qué están tan enojadas.

5.- No minimices los casos. 

Para ti puede ser muy fácil decir no, zafarte de una situación o no sentir miedo por la presión sexual. Ser mujer en este sistema es una historia distinta, y no puedes minimizar los casos desde tu perspectiva.

6.- No generalices. 

No porque todo tu circulo sea de una forma creas que así está el mundo.

7.-Contagia a tus amigos. 

Si ya estás informado intenta que tus amigos también aprendan.

8.- No se trata de que entiendas todo.

Muchas veces no entenderás algunas causas, y eso está bien.

9.- Escucha antes de opinar. 

Antes de emitir un juicio; investiga, escucha, y busca tu empatía.

10.-Entiende tu privilegio. 

Ser hombre en un sistema patriarcal es vivir en privilegio; esta frase se escucha demasiado, y causa muchísimo revuelo. No es para menos, "privilegio" suena que han vivido una vida sin sufrimiento, algo que es imposible.

Por supuesto todos tenemos un pasado complicado que nos ha formado, y al llamarlos privilegiados parece que anulamos esto. Pero está mal entendido esta premisa, que un sistema te favorezca porque está hecho de hombres para hombres no significa que no hayas tenido que enfrentar otros problemas.

Te recomendamos en video: