La valiosa lección de inclusión de Michelle Bolsonaro al dar un discurso en lenguaje de señas ante todo Brasil

La exsecretaria de la Cámara de Diputados de Brasil siempre ha estado interesada por los temas sociales y la ayuda al prójimo, también de promover la inclusión en la sociedad.

Su nombre es Michelle Bolsonaro, tiene 38 años y este martes 1 de enero se convirtió en la primera dama de Brasil, al ser juramentado como presidente su esposo Jair Bolsonaro.

La exsecretaria de la Cámara de Diputados de Brasil siempre ha estado interesada por los temas sociales y la ayuda al prójimo, también de promover la inclusión en la sociedad.

Durante la toma de posesión de su esposo, Michelle Bolsonaro dio una gran lección al mundo al ofrecer su primer discurso como primera dama en lenguaje de señas, con el objetivo de promover la inclusión de esta parte de la sociedad con problemas auditivos.

Con este gesto, se ganó la admiración de todos los brasileños y se comprometió a trabajar por los derechos de las personas menos favorecidas.

“Me gustaría, de una manera muy especial, hablar con la comunidad sorda, con las personas que tienen deficiencias y todos los que se sienten olvidados. Ustedes serán valorados y tendrán sus derechos respetados”, expresó durante su discurso en el que una intérprete traducía las señas de Michelle.

“Tengo este llamado en el corazón, deseo contribuir para la promoción del ser humano”, enfatizó.

En Twitter, el usuario @josecuellob comentó: “Esa mujer en 3 minutos dio un mensaje de inclusión tremendo”.

El comienzo humilde de Michelle Bolsonaro

La primera dama de Brasil no nació en una cuna de oro, por lo que conoce bien el valor del trabajo.

Desde muy joven comenzó trabajando en un supermercado y luego en una tienda de ropa en Ceilandia, capital de Brasilia, su ciudad natal.

Fue gracias a su madrasta que aprendió lenguaje de señas, momento desde el cual hizo suya la lucha por la inclusión de las personas con discapacidad auditiva.

El gran salto en su vida y su carrera profesional lo dio en 2007 cuando consiguió un puesto como secretaria en el Congreso, lugar donde conoció a su futuro esposo Jair Bolsonaro, quien le lleva 25 años.

Te recomendamos en video: