Esta mujer quiere llevar esperanza a los niños con madres encarceladas en Ecuador ¡No creerás su idea!

Ayumi Miyaura se esfuerza por una misión que acerque Fukushima con la mitad del mundo

Después de recordar una y otra vez su tristeza al ver niños crecer en guarderías infantiles de una prisión de Ecuador donde sus madres fueron encarceladas, Ayumi Miyaura que en el pasado se desempeñó como pirotécnica, quiso encontrar una manera de ayudar a devolverles la sonrisa a los infantes y lo que vino a su mente fue 'hanabi', la palabra japonesa para fuegos artificiales.

Alentada por los fuegos artificiales, quería compartir esa experiencia con los niños, así como con el público en general, en el país latinoamericano.
Aunque reconoce la rareza y lo complejo que puede llegar a ser la explicación de cómo es exactamente su misión de montar un espectáculo de fuegos artificiales en Ecuador, asegura que esta dejaría una impresión duradera en los niños locales que crecieron con sus madres tras las rejas.

"Todos sabemos que los fuegos artificiales son hermosos, pero está la cuestión de qué es lo que realmente pueden hacer estos para cambiar la vida de un niño", afirmó.

Ayumi  agregó que espera tocar la fibra emocional de los niños, y al hacerlo, los inspirará a no conformarse con el presente que les rodea o una vida delictiva.

Esta mujer de 34 años optó por un plan para producir fuegos artificiales destinados a una celebración que marca el centésimo aniversario de las relaciones diplomáticas entre Japón y Ecuador.

Con el apoyo de la Embajada de Ecuador en Tokio y el comité organizador, el proyecto inicial se convirtió en un vínculo con la ciudad de Inawashiro, en la prefectura de Fukushima, debido a sus vínculos históricos con Ecuador.

"Incluso si te sientes atrapado en una situación, ver fuegos artificiales puede ayudarte a continuar y mirar hacia el mañana", dijo, recordando el viaje que le cambió la vida a Ecuador y que la motivó a emprender el 'Proyecto hanabi'.

 

Las imágenes de los fuegos artificiales de Inawashiro se mostraron durante el festival de Japón del 25 al 26 de agosto en Quito, como parte de los eventos del centenario entre Japón y Ecuador.

Allí, ella renovó su compromiso de escenificar fuegos artificiales en Ecuador algún día.

"No se trataba solo de mostrárselos a los niños. Los adultos también lo disfrutaron y lo agradecieron, y me dijeron que querrían ver eso en Ecuador", relató Miyaura.

Te recomendamos en video: