Houston regula a favor de la homosexualidad

Texas sigue sin reconocer el matrimonio homosexual, pero por lo menos Houston ha aprobado una ley que regula los derechos de los gays.

El estado de Texas, uno de los más conservadores de la Unión Americana, hace historia, con una ley en contra de la discriminación a homosexuales. La iniciativa se conoce como HOPE (Houston Equal Rights Ordinance) y representa un avance en cuanto a libertad sexual, aunque el estado siga sin reconocer el derecho al matrimonio gay.

La alcaldesa de Houston, Annise Parker, quien este año se casó con Kathy Hubbard, declaró que la medida era “un paso adelante para la ciudad”, y agregó:

No es lo más importante que he logrado como alcaldesa, pero es lo más significativo y gratificante a nivel personal que haré en este cargo.

bodadeanniseparker660x650.jpg

Kathy Hubbard y Annise Parker. Foto vía Twitter (Laura Spanjian
@spanjian)

HOPE prohíbe la discriminación basada en raza, orientación sexual, edad, religión, discapacidad, origen, edad y embarazo, y enumera algunas medidas que preservan los derechos de la comunidad homosexual y transgénero (multas de 5 mil dólares, entre ellas). La ordenanza se hará válida en entidades tanto privadas como federales, pero no en entidades religiosas.

Marty Rouse, de Human Rights Campaign, describió esta ley como una de las grandes victorias políticas del movimiento LGBT:

Esta legislación de sentido común hará que la vida sea un poco más fácil y justa para miles de personas en Houston. Como la ciudad más grande de Texas, Houston es el epicentro de negocios y cultura: las urbes prosperan cuando todos sus ciudadanos se sienten bienvenidos y parte de la fábrica cultural.

Representantes de instituciones religiosas, en cambio, se han manifestado en contra. El pastor de la Iglesia Grace Community definió la medida como algo que “simplemente no está bien”.

Varios grupos conservadores han estado reuniendo firmas para votar en contra de HOPE en las elecciones de noviembre, lo cual significa reconocer abiertamente que se está a favor de la discriminación, no sólo por orientación sexual, sino por discapacidad, religión, edad, etc. Era de esperarse.