Sol Letelier no va: SERNAM se queda sin subdirectora, por el momento

alcaldesasolletelier.jpg

“Osooooooo…..” le hizo la alcaldesa de Recoleta, Sol Letelier, a la petición del gobierno para que fuera la nueva subdirectora del Servicio Nacional de la Mujer (SERNAM). Para asumir el cargo el consejo municipal de la comuna debía aceptar su dimisión del cargo, sin embargo, eso no ocurrió debido a que no obtuvieron los votos necesarios seis de ocho a favor.

Andrés Chadwick, vocero de gobierno, informó a la prensa que “el concejo ha optado porque la alcaldesa siga en su cargo y el Gobierno es absolutamente respetuoso del pronunciamiento democrático de Recoleta y por lo tanto, la alcaldesa Sol Letelier nos ha comunicado en el día de hoy de que declina la posibilidad de tener el cargo de subdirectora y se mantiene como alcaldesa”. ¡Chan!

Según el vocero, “el cargo está abierto para cualquier persona que reúna buenas condiciones para ejercer el cargo y que el Presidente estime que es la persona adecuada”.

Pero si uno se mete un poco más en todo este enredo no es muy difícil ver lo turbio de todo el movimiento que parece más una estrategia para reubicar al ex alcalde de Recoleta, Gonzalo Cornejo y llenar los vacíos que han dejado los enroques, recordemos que el cargo quedó libre luego que Cecilia Pérez (ex subdirectora SERNAM) fuera nombrada Intendenta Metropolitana.

Por otro lado los miembros del consejo municipal de Recoleta pertenecientes a la Concertación, según Letelier, votaron en contra porque faltó la concejal PPD, Marcela Hales. Pero ¿por qué esta señora no estuvo en una reunión tan importante? Otras versiones dicen que lo que pasa es que la coalición quiere lograr un acuerdo sobre el nuevo alcalde que podría ser la misma Hales o Marcelo Teuber (UDI) -también miembro del consejo-. Mañana se realizará una nueva votación a las 10:00 am.

¿Bien turbio todo no? Y así siguen arreglándose todos y las votaciones populares finalmente no sirven para mucho ya que en cualquier momento te cambian el alcalde sin preguntarle a nadie. El problema es que el SERNAM se mantiene sin subsecretaria y los proyectos para ayudar y fomentar los derechos de las mujeres se mantienen parados a la espera de un arreglo político descarado. Una lástima.