logo
Perseguir un amor que no es para ti es más doloroso que estar sola
Wellness 08/05/2021

Perseguir un amor que no es para ti es más doloroso que estar sola

Todas hemos sentido el dolor de un amor no correspondido al que hemos perseguido con la esperanza de que puede hacerse realidad.

Nos hemos enamorado de alguien que parece increíble y con quien creemos podemos tener un “felices por siempre”. Estamos conscientes de que no puede ser pero una parte de nosotras, sigue soñando con que sí.

No hay nada más doloroso que estar enamorada de alguien con quien no puedes tener un futuro.

Las películas y cuentos de hadas siempre nos han hecho creer que tenemos que luchar por amores imposibles, no importa cuánto tiempo nos tome porque es mejor eso que estar solas.

La realidad es que es demasiado agotador perseguir un amor que no es para ti y que es mejor estar sola antes de seguir rogando.

Perseguir un amor que no es para ti es más doloroso que estar sola.

Quizá es cosa del Universo pero hay algo que hace que ese amor no pueda ser. A veces todo parece conspirar para que te encuentres con esa persona tan perfecta en el momento equivocado, provocando un extraño dolor en el corazón.

Todas nos hemos enamorado de alguien que sabemos no puede ser pero que en en alguna parte de nuestro corazón, se mantiene la esperanza. Pero llega un momento en el que el corazón no puede más y termina rompiéndose en pedazos. La otra persona puede no hacer absolutamente nada, simplemente está ahí pero no contigo, de la manera que quieres.

Quizá has aceptado las condiciones de “ser sólo amigos” o tomar caminos separados sin rencores. Quizá esa persona te quiere y disfruta de tu compañía pero no del mismo modo en que tú lo haces y eso, termina siendo una forma de morir lentamente.

Jamás sacrifiques tu paz mental por perseguir a quien no quiere quedarse.

Es momento de que dejes de tener miedo a no tener a esa persona. Deja de creer que estar sola es igual a ser miserable y aprende a que es mejor darte ese espacio a estar sufriendo por un amor que no puede ser.

Uno de los momentos más incómodos de la vida es darte cuenta que alguien no te corresponde como quieres pero a veces, estamos tan temerosas de lo que hay fuera de eso, que nos aferramos más y más.

Soltar no es fácil, pero es un proceso por el que tienes que pasar cuando una relación no está funcionando. Dar ese paso fuera es necesario por tu salud mental. Así que no te aferres por comodidad, ni por miedo a lo desconocido. Deja de perseguir y rogar y aprende a dejar ir aquello que no te hace bien.

Cuando das ese paso fuera, tu mente, tu alma y tu corazón regresan poco a poco a la normalidad. De pronto, todo ese agotamiento que tenías por estar persiguiendo, se convierte en un gran alivio.

Existe una delgada línea entre luchar para mejorar y dejar ir para recuperar tu felicidad, aunque es muy fácil confundirse con el hecho de obligar a alguien a quedarse.

Cuando dejas de rogar por ese amor no correspondido, entiendes que mereces más de lo que podía ofrecerte. No tienes por qué estar con alguien que te hace dudar de lo grandiosa que eres.

Lo que mereces es un amor que te ame por completo, que te haga una prioridad aún cuando no estén juntos. Mereces alguien que te haga parte de su vida todos los días, no alguien que te haga sentir que eres un compromiso obligado (porque así se sienten los amores a medias o forzados)

Más de este tema

Mereces un amor que te recuerde que debes creer en ti todos los días

Tu alma se vuelve más fuerte cuando aprendes a perdonar, aún sin que te lo pidan

El dolor de ser “sólo amigos” con alguien de quien estás enamorada

Te recomendamos en video