Nada te hace sentir más vacía que aferrarte al pasado, y por eso tienes que dejarlo ir

Aprende del pasado, pero no te quedes a vivir en él.

Nuestro pasado define mucho de nosotros, pero nos da la posibilidad de aprender de él. Las heridas que nos deja no define hacia donde vamos, esto lo hacen nuestras acciones presentes.

Muchas veces no queremos dejar ir el dolor, nos aferramos a lo que sucedió, y parece que no podemos voltear hacia adelante. Parece que si lo soltamos éste nunca existió, y una parte de nosotros se niega a pasar página.

Soltar el pasado no significa que los recuerdos se van a esfumar o que las lecciones que aprendiste van a desaparecer. Solamente te hará voltear a tus recuerdos sin la opresión en el corazón y el dolor latente.

mujer triste

Cuando te aferras a episodios de tu vida que ya no son vigentes solo logras una soledad difícil de vencer. Poco importa el camino brillante que se despliega ante ti; ya que las remembranzas se cernirán ante ti como nubes negras impidiéndote ver lo bueno de tu vida.

No hay peor sentimiento que el vacío en tu corazón. El dolor todavía te recuerda que sientes, que estás viva, que puedes derramar lágrimas para encontrar en ellas el alivio. Sin embargo, cuando la pena es tan grande tu cuerpo se anestesia hasta dejar de percibir, y no hay nada peor que eso.

También lee: Las mujeres que han resurgido tras un corazón roto tienen las almas más bellas

Sentirse vacía es que una parte de ti siente que perdió la batalla y ya no hay esperanzas ni para la emoción más humana: la tristeza. Si te encuentras en esta situación –por sobretodo– pon atención en tu salud mental.

entrada de Cáncer entrada de Cáncer

Date un tiempo para conocerte, para dejar ir rencores, y avanzar más fuerte que nunca. Porque las almas que renacen del dolor –sin lugar a dudas– son las más fuertes.

Te recomendamos en video: