Elige el cepillo perfecto de acuerdo a tu tipo de cabello

Aunque pareciera no influir, el cepillo que usas juega un papel fundamental en tu rutina de belleza.

Por DPA

Elegir el cepillo adecuado le puede sacar canas verdes a más de uno. Lo cierto es que, cuanto más largo el cabello, más necesario se hace elegir el correcto. No se trata de una cuestión menor: una mala elección o un cepillo fabricado con malos materiales puede dañar la estructura capilar. Pero, ¿cuál es el cepillo ideal?

Si tienes el cabello largo, fuerte y lacio , inclínate por este modelo. Las cerdas de este cepillo chato están casi siempre fabricadas en materiales sintéticos. Su practicidad reside sobre todo en su gran superficie, pero también sirve como ayuda para algunos peinados, sobre todo para alisar cabello con ondas ligeras, con la ayuda del secador de pelo.

Este modelo es ideal para hombres y mujeres de pelo corto. Su forma de esqueleto permite que el aire del secador de pelo llegue directamente al cabello. Además, le otorga cierta ligereza al peinado.

DESCUBRE MÁS:

El cepillo redondo de cerdas naturales es ideal para darle ondas al cabello con el secador. Si se tiene un cabello de largo medio y se quieren rulos marcados, lo mejor es elegir un cepillo redondo con un diámetro de 33 milímetros. Para lograr ondas más suaves, lo mejor es un diámetro de 80 milímetros. Los cepillos más gruesos, de 110 milímetros, son ideales para formar ondas en cabellos largos. Los cepillos redondos bien pequeños, de 12 milímetros de diámetro, son los más indicados para el cabello corto y forman rulos bien marcados.

Los fabricantes prometen que desenredar el pelo nunca fue más fácil que con estos cepillos. Las cerdas son de material sintético suave y flexible y se deslizan con facilidad por el cabello debido a sus distintos largos y ubicaciones. Son ideales para mujeres de cabello largo y fino.

Si el cabello es muy delicado y fino o no tiene brillo,debes invertir en un cepillo de cerdas naturales. Menos los cepillos para bebés, todos los de cerdas naturales están fabricados con pelo de jabalí. Estos cepillos son suaves y fuertes a la vez. Su única desventaja es su precio: un cepillo de cerdas naturales, hecho a mano y con mango de madera de ébano, puede costar hasta 100 dólares.

Más allá de qué tipo de cepillo se elijas, éste no puede tener cerdas puntiagudas, ya que rompen la estructura capilar. Además, hay que usarlo bien: no lo pases nunca de arriba hacia abajo a gran velocidad. Más bien ve desenredando los nudos uno a uno, de las puntas hacia arriba para evitar que las puntas se quiebren. Tampoco se recomienda cepillar demasiado seguido el cabello, aunque las cabelleras más largas requieren algunas pasadas más.