Cuando las exnovias atacan

Por fin encontraste a ese hombre especial con el probablemente te ves en una relación, y de repente, ¡llega su exnovia a arruinarlo!

Siempre que empiezas una relación (o una casi relación) existen ciertos temores femeninos que casi siempre tomamos en cuenta:

    • Que busque algo serio contigo.
    • Que no busque algo serio contigo.
    • Que pase demasiado tiempo con sus amigos.
    • Exnovias.
    • Que en un principio no sean exclusivos.
    • (Que sean exclusivos.)
    • Que sea muy dependiente de su madre.
    • Exnovias.
    • Que haya tenido algo con alguna amiga tuya.
    • Que no tengan cosas en común.
    • Más exnovias.
    • Que tú te enamores más pronto de él que él de ti.
    • ¡Y las muy exnovias no pueden simpemente salir de su vida, caray!

Sí, así es: exnovias. ¿Por qué nos afectan tanto estas mujeres tan presentes en el pasado y, sin embargo, tan sólo representando tan sólo a un fantasma en el futuro?

De una forma u otra, posiblemente nos encontramos sintiendo celos de estas mujeres con el temor de perder lo que nosotras tenemos en estos momentos, pues sabemos que ellas lo tuvieron. (Sin embargo, es importante recordar que lo perdieron.)

En 2 ocasiones, yo misma fui víctima de los celos hacia una exnovia. Y cómo culparme si la mujer había viajado desde el otro lado del país con tal de ver al que en ese entonces era mi novio, y ya no el de ella.

En cambio, la segunda (y hasta ahora última) ocasión en la que de nuevo sentí celos de una exnovia mutante arrepentida con ganas de volver, afortunadamente mi novio me dio mi lugar. Y creo que fue gracias a eso que entendí que, a pesar de que nosotras las mujeres somos un poco dramáticas y exageradas… Bueno, a pesar de que en general las mujeres somos muy dramáticas y exageradas con respecto a los celos, es importante que él (como tu novio) te dé tu lugar. No exactamente por la exnovia o por cualquier otra que pueda volver a su vida, sino para tú (como su novia) estar segura de que eso es cosa que no tiene mayor importancia.

Finalmente y, desde luego, necesitamos recordarnos siempre que debemos ser seguras con nosotras mismas. Existe una razón por la cual ese hombre y cualquier persona u oportunidad nos pertenece a nosotras y no a alguien más.