Mascarilla de agua de rosas con aspirina para eliminar el acné y las impurezas de tu rostro

Una mascarilla para eliminar el acné es perfecta con estos dos ingredientes que ayudan a remover las células muertas dejando un cutis radiante y lozano.

A diario nos enfrentamos a diversos agentes agresores como el uso de maquillaje o los radicales libres que pueden afectar nuestro cutis. Te enseñamos a preparar una mascarilla l para eliminar el acné y las impurezas de tu rostro.

De oro y diamantes, éste es el tapabocas más caro del mundo

Las mascarillas se han vuelto parte de nuestra cotidianidad y la industria de la moda supo cómo aprovecharla, por eso la ha aprovechado creando el tapabocass más caro del mundo.

El acné es un problema más común de lo que se cree. Muchas personas viven con la pesadilla de despertarse y encontrarse un grano más en la cara. Esto nos quita confianza y resulta un problema estético. La buena noticia es que tenemos la solución.

Modo de preparación y aplicación de la mascarilla para eliminar el acné

Para preparar una efectiva mascarilla que te ayude a eliminar el acné y otras impurezas en tu rostro lo que debes hacer es triturar dos aspirinas de tal manera que queden completamente pulverizadas.
Una vez que tengas las aspirinas triturada mézclalas con dos cucharadas de aguas de rosa. Tienes que asegurarte de que los dos ingredientes queden bien integrados hasta formar una pasta homogénea.

Conoce cómo tener una rutina de cuidado de la piel adecuada, sé parte de nuestra comunidad en el Messenger de Facebook

Posteriormente, lava tu rostro con un jabón neutro y procede a aplicarte la mascarilla en las áreas afectadas. Espera unos 10 minutos con la mascarilla para eliminar el acné de tal manera que actúe en tu rostro.
Pasado el tiempo correspondiente, retira la mascarilla con abundante agua y finaliza pasándote un algodón empapado en agua de rosas por tu cutis. Te sugerimos efectuar este tratamiento unas tres veces a la semana y pronto comenzarás a ver los resultados.

Propiedades

La mascarilla para eliminar el acné, así como las impurezas del rostro, es efectiva porque la aspirina tiene propiedades antiinflamatorias que disminuyen los granos del rostro. También minimiza la cantidad de grasa y ayuda a limpiar los poros.
De igual forma, la aspirina ayuda a remover las células muertas y tienen un efecto cicatrizante.
Por otro lado, el agua de rosas también ayuda a regula en la producción de sebo lo que nos permite tener un cutis más limpio. Así mismo tiene propiedades antibacterianas que nos permiten hacer una profunda limpieza de la piel.

 

Lee también: Mascarilla casera de tomate y harina de maíz para restaurar el cabello maltratado

Te recomendamos en video: