logo
Meghan Markle / Instagram Meghan Markle y las  prohibiciones de las que se despojó al abandonar la realeza
Realeza 26/05/2021

Meghan Markle y las prohibiciones de las que se despojó al abandonar la realeza

La duquesa de Sussex no podría hacerse selfies, pintarse la uñas de color y dormir antes que la reina Isabel II

Meghan Markle estuvo acostumbrada a las informalidades toda su vida por lo que adaptarse a las normas impuestas por la familia real no fue una tarea fácil para ella y así quedó demostrado luego de la entrevista que ofreció junto al príncipe Harry con Oprah Winfrey.

La entrevista ofrecida en 2020 marcó un antes y después no solo para los Duques de Sussex sino para toda la realeza por las fuertes críticas que hizo la pareja sobre las tensiones que tuvieron que vivir siendo miembros de la corona británica.

Meghan Markle y el príncipe Harry revelaron algunos secretos de la realeza junto a Oprah Winfrey. Foto: Agencias.

Entre ellas las estrictas y anticuadas normas de etiqueta que deben cumplir los miembros de la monarquía.

Meghan Markle y las prohibiciones a las que fue sometida

Meghan se despojó de los protocolos y aunque mantiene una vida reservada pudo retomar algunas de sus pasiones como lo es escribir.

Estas son algunas de las prohibiciones a las que le dijo adiós:

Prohibido tener blogs

Markle llegó a tener un blog llamado ‘The Tig’, en el que escribía sobre viajes, estilos de vida y gastronomía. El mismo tuvo que cerrarlo tras conocerse su romance con el príncipe Harry.

Sin embargo, Meghan pudo retomar su pasión por la escritura y recientemente sacó a la luz su primer libro infantil. “The Bench”, nombre que nació de un poema que le escribió a Harry.

Hacerse ‘selfies’

Las decisiones de los miembros reales tienen que pasar por la aprobación de la reina Isabel. Una de sus normas es no a las selfies pues no le agradan según reveló Matthew Barzun, ahora exembajador de EEUU en el Reino Unido, quien detalló que a la reina “le gusta saludar a la gente y tener conversaciones con ellos”.

Pintarse las uñas de colores fuertes

Las mujeres de la realeza deben usar tonalidades claras que las haga lucir delicadas. Así pudimos ver a la duquesa de Sussex durante su boda donde optó por un tono Ballet Slippers de la marca Essie, el cual hacía juego con su lujoso vestido.

Llevar zapatos de cuña

Aunque en algunas oportunidades Kate, esposa del príncipe Guillermo se pudo ver calzando cuñas de esparto con asiduidad, no es un calzado que pueda llevar la realeza por lo que tuvo que cambiar sus gustos y empezar a usar sandalias, tacones o mocasines.

Opinión de la que difiere la reina Letizia quien se ha dejado ver con este estilo de calzado en varias oportunidades.

No dormir mientras la reina está despierta

Para las reuniones de la monarquía nadie puede retirarse hasta que lo haya hecho la reina, algo que llegó a fatigar a la princesa Diana quien en varias oportunidades tuvo que excusarse.

“Para la princesa Diana, las veladas reales eran una agonía. Había una hora en la sala de estar, en la que se encontraban todos sentados conversando, y Diana no aguantaba. Llegó a tales extremos, que se excusaba y se iba a la cama. Hecho que se considera de muy mala educación”, contó el ex secretario privado de la reina, sir William Heseltine en su libro La familia real en Australia.