Actualidad

Luisito Comunica vuelve a hacer de la violación un chiste y demuestra que no entendemos el problema

A Luisito Comunica se le olvida el impacto que tiene frente a su público y que vive en un país con índices de violencia altísimos para hombres y mujeres

Luisito Comunica lo volvió a hacer.  El influencer mexicano se convirtió en tendencia luego de compartir una fotografía en la que aparece posando con su novia, la modelo Ary Tenorio y el mezcal «Tus nalguitas serán mías». Esto como una burla hacia la polémica que desató hace unas semanas con una foto con el mismo mezcal pero con la modelo de espaldas.

«Avisada estás», decía la descripción de la primer fotografía mientras que ésta dice «Avisado estoy». De nuevo, la división de opiniones ha estado entre quienes lo apoyan y quienes afirman que se trata de una apología a la violación.

Sin embargo, ahora al ser él quien posa de espaldas mientras su novia sujeta la botella, ha demostrado algo más: que no entiende el problema de seguir haciendo de la violación un chiste.

TAMBIÉN LEE: El peligro de hacer bromas sobre emborrachar mujeres en un país machista

Luisito ya había publicado un mensaje reconociendo que estaba mal y que en un principio no lo había entendido como tal pero es claro que para él sigue siendo un juego. «Reconozco que mi fotografía de ayer fue inapropiada y les agradezco que me tomen como ejemplo para que comprendamos que NO es gracioso. Aunque simplemente me dio risa el nombre del mezcal y no pensé en el fondo de su significado, me doy cuenta de que esto debe de parar», escribió. 

¿Por qué molesta tanto? La respuesta está en los comentarios de quienes se burlan de los movimientos feministas, o la frase #NiUnaMenos, como ocurrió con el influencer @thenotoriouspankedy, quien sarcásticamente escribió «Ni uno menos».

La violencia no es un chiste y menos en un país con índices tan altos de asesinatos diarios. Ya no sólo es por las mujeres, también por los hombres.

Y sí, aunque las mujeres seguimos siendo el grupo más vulnerable, entre violencia doméstica, violaciones y feminicidios, los hombres también pueden ser víctimas y también es reprobable. 

Según cifras de 2019 del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Publicadas al día, 312 mujeres sufren algún tipo de delito en México y de esta cifra, 10 son asesinadas.En el mapa se contabilizaron 405 casos de feminicidio en México entre el 16 de marzo y el 30 de abril de 2020: de acuerdo con el registro, el 63% de los homicidios de mujeres fueron cometidos por el crimen organizado.

TAMBIÉN LEE: Los tatuajes no definen a una mujer ni justifican la violencia que se vive en México

Una vez más, su publicación es muestra clara de que no entiende el problema. Voltear el chiste no es una solución y sigue sin ser gracioso. Para entender por qué esto es un problema, hay que ver el contexto en el que estamos.

Luisito es uno de los youtubers más populares en Latinoamérica, una región donde las mujeres sufrimos de violencia machista todos los días.

El influencer olvida la responsabilidad que tiene frente a las masas y lo mucho que influye su pensamiento en quienes lo siguen. Basta con ver cómo muchos usuarios defendieron que la publicación de Luisito no estaba hecha con mala intención y que hoy en día, ya no se puede hacer un chiste de nada porque todo «se toma a mal».

Lo segundo es recordar que México es uno de los países con mayores índices de violencia hacia la mujer.  Su «chiste» es el reflejo de lo normalizada que está la violación en México.

La prevalencia del humor sexista en la cultura popular y su disfraz de diversión «inocente» o «sin mala intención» le dan el potencial de cultivar el acoso hacia las mujeres. El humor sexista degrada, insulta, estereotipa, victimiza u objetiva a una persona en base a su género HOMBRES Y MUJERES y es algo que debe parar porque es un discurso que defiende, justifica o promueve la violencia que sufrimos en todas sus formas.

Te recomendamos en video

 

 

 

 

 

 

Tags

Lo Último


Te recomendamos