Licuado de avena con manzana: cómo se hace y cuáles son sus beneficios

Te presentamos la preparación y los aportes que brinda a tu salud esta bebida.

El licuado de avena con manzana se ha convertido en una de las bebidas preferidas de  quienes buscan opciones saludables.

Además de saciar el hambre y dar energía, este licuado es delicioso al paladar.

Ayuda considerablemente en el objetivo de bajar de peso tras su consumo diario

Estos dos ingredientes combinados resultan unos inhibidores del hambre gracias a la cantidad de proteínas que ofrecen al organismo.

Cómo se hace el licuado de avena con manzana

  • La receta es muy sencilla para ello necesitarás:
  • 1 taza de agua o leche
  • 1/2 taza de avena
  • 1 manzana roja o verde

Lo primero que debes hacer es colocar la avena con la leche e ir agregando los pedazos de manzana con cáscara, dejar que quede bien mezclado y servir.

Licuado de avena con manzana: Cómo se hace y cuáles son sus beneficios

Especialistas aseguran que si esta bebida se hace con leche de soja resultará más saludable ya que ésta posee altas propiedades para prevenir enfermedades cardíacas.

Cuáles son los beneficios de consumir el licuado de avena con manzana

La combinación de la avena y la manzana permite que el proceso de absorción en el cuerpo sea más lenta, por lo que eliminará la ansiedad por comer y así el cuerpo se sentirá satisfecho.

De esta forma se logra evitar los antojos que ocasionan acumulación de grasas que afectan el organismo.

La avena aporta gran parte de las vitaminas y minerales que benefician a la salud como lo son: B1, B5 y B6, así como hierro, zinc y la fibra ideal para mantener activo el sistema digestivo.

Por su parte, la manzana ayuda a liberar las toxinas del organismo y hace su acción antiflamatoria.

Posee una fibra llamada pectina que ayuda además en el proceso de desintoxicación.

También puedes ver: