Cómo el té de jengibre y el vinagre de manzana con manzanilla pueden acelerar la pérdida de grasa

Súper efectivo.

Cada vez más las personas buscan alternativas naturales para bajar de peso y perder grasa. Aunque muchos buscan 'vías fáciles', luego viene el terrible efecto rebote que te hace ganar aún más peso.

Beneficios del jengibre y el vinagre de manzana

El jengibre es una raíz cuyo uso se ha popularizado recientemente por sus potentes efectos en el organismo. Fortalece tu sistema inmune, alejando las infecciones y las enfermedades, disminuye la náuseas y es un alivio para la indigestión.

Más consejos de salud y bienestar en nuestro canal de Telegram.

Además, ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre, siendo un aliado perfecto para quienes deseen bajar de peso. Así mismo, mejora la absorción de la grasa y evita que se acumule en el cuerpo, reseña en portal VegKitchen.

Por su parte, el vinagre de manzana también regula los niveles de azúcar en la sangre y sirve para las personas que sufran diabetes.

"Varios estudios en humanos muestran que el vinagre puede aumentar la saciedad, ayudarte a comer menos calorías y conducir a la pérdida real de peso", explicó al respecto el portal Health Line.

También disminuye los niveles de colesterol 'malo', lo que incidirá en tu pérdida de peso y vitalidad.

La manzanilla es un relajante natural, que te hará dormir mejor por las noches lo que es indispensable para no subir de peso. Es una bebida diurética, que te ayudará a desinflamar el cuerpo y eliminar la retención de líquidos.

img2019120917261-3d4c097ff023aee32be98e1364de2a01.jpg

 

Al mezclar el té de jengibre con el vinagre de manzana, estarás creando una bebida potente y llena de nutrientes que te ayudarán a vivir una vida más saludable.

Té de jengibre para adelgazar con vinagre de manzana y manzanilla

Ingredientes

2 tazas de agua caliente
2 bolsas de té de manzanilla
2 cucharaditas de vinagre de manzana
Rodajas de jengibre
Miel

Preparación

En dos tazas con agua caliente, agregas las bolsitas de té de manzanilla. Deja reposar por 5 minutos.

Agrega una cucharadita de vinagre de manzana a cada taza, seguido de una rodaja de jengibre fresco y pelado.

Endulza a tu gusto con miel y estará la bebida lista para servir.

Te recomendamos en video: