Discutir con la pareja incrementa riesgos de úlceras en el estómago, según un estudio

Los problemas en tu relación se pueden reflejar en tu estómago

Las crisis de pareja aumentan el riesgo de padecer úlceras en el aparato digestivo.

Tienes frecuentes dolores estomacales y problemas en tu sistema digestivo. Aunque esto es motivo de alarma y lo recomendable es que acudas a un médico especializado, tus problemas podrían estar relacionados con otra causa. ¿Sabes cuál es?, recientemente, un estudio reveló que los problemas de pareja también afectan la salud y se reflejan como malestar en el estómago.

A más de una persona le ha sucedido que después de una fuerte discusión con su pareja sienten un fuerte dolor en el estómago. Bueno, una investigación no deja dudas y reveló que esto sucede por tu estado emocional y cómo te sientes.

Un equipo de investigadores del Institute for Behavioral Medicine Research , en Ohio, encontró la evidencia fisiológica de que las crisis de pareja aumentan el riesgo de padecer úlceras en el aparato digestivo y también inflamación en los intestinos.

Para llegar a estas conclusiones, los investigadores realizaron un experimento en el que varias parejas que pasaban por crisis en su relación, discutían, les fueron tomadas muestras de sangre antes y después de los enfrentamientos.

Cuanto peor eran las discusiones en la pareja, mientras más hostilidad había, en su sangre se podía encontrar mayor presencia de lipopolisacáridos, su presencia se considera como un marcador de riesgo para padecer úlceras estomacales.

En los estudios también se encontró mayor nivel de los marcadores sanguíneos que tienen relación con infecciones bacterianas e inflamación de los intestinos.

Te presentamos cuatro bebidas que pueden ayudarte a aliviar los dolores estomacales y mejor si las tomas después de una discusión:

Manzanilla

Es la bebida preferida por la mayoría de las abuelitas. El té de manzanilla tiene propiedades inflamatorias que ayudan a tranquilizar los ácidos estomacales y a encaminar la digestión. En cualquier supermercado puedes encontrar las bolsitas para hacer una taza de té de buen sabor que pronto te hará sentir mejor.

Canela

También puedes hacer un té disolviendo media cucharadita de canela en polvo en una taza de agua caliente. Espera cinco minutos y tómatelo. Verás que el té de canela estimulará tu digestión.

Menta

Un té de menta puede calmar tu estómago. Si tienes una planta de menta en la casa, solo tienes que hervir algunas hojas en un poco de agua caliente por quince minutos (lo puedes azucarar un poco si prefieres) y listo.

Jengibre

El té de jengibre es reconocido por aliviar las náuseas y el gas estomacal. Es fácil encontrar bolsitas de té de jengibre en la tienda, pero también podrías hacerlo fresco añadiéndole media cucharadita de jengibre rallado a una taza de agua caliente. Después de tres minutos pásalo por un colador y estará listo para tomar.

Previene un ataque al corazón reduciendo la ingesta de 300 calorías diarias

Este régimen alimenticio permitió que pudieran bajar entre 10% y 15% de su peso, del cual el 71% era grasa

Te recomendamos en video