De cuatro a seis veces por semana, estudio calcula cuánto sexo deberían tener las personas de 30 años

La mayoría de las veces el estrés, las preocupaciones y el exceso de trabajo hace que algunas mujeres dejen a un lado su vida amorosa.

Las relaciones íntimas forman una parte importante en la vida de cualquier ser humano. Pero la falta de encuentros sexuales en algunas mujeres puede representar un tema de preocupación y más aún si ya sobrepaso la marca de los 30 años, una etapa en la que son más fértiles.

La mayoría de las veces el estrés, las preocupaciones y el exceso de trabajo hace que algunas mujeres dejen a un lado su vida amorosa. Diversos estudios han demostrado que el maratónico ritmo de la sociedad en estos días obliga a más de una mujer apenas tenga uno o 2 encuentros íntimos con alguien en un mes, una cifra bastante baja según los sexólogos.

Un reciente estudio reveló cuál es la cantidad de encuentros sexuales “sanos” que una mujer madura y de 30 años debería tener en esa etapa de su vida. Los resultados te sorprenderán porque la investigación de la clave.

De acuerdo a un estudio del Instituo Kinsey, las personas entre los 30 y 35 años tienen relaciones íntimas 86 veces al año, lo que representa de una a seis veces a la semana. El número ideal y sano, si tienes una pareja estable es de una media de 4 encuentros íntimos durante esos siete días.

La tasa es un poco más elevada y frecuente en las personas más jóvenes, según la investigación.

Si tienes entre 19 y 29 años el promedio debería ser de 112 encuentros íntimos por año, es decir unas nueve veces por semana.

Algunas parejas podrían considerar que hacer el amor una vez al mes es más que suficiente, otras van a hacerlo una vez a la semana y para algunas más de tres veces a la semana es lo ideal.

En conclusión, y por recomendación de los expertos, tener relaciones íntimas entre una y cuatro veces a la semana es más que suficiente para mantener una vida íntima plena.

Ten en cuenta que la cantidad adecuada siempre deberá basarse en nuestras circunstancias laborales, de pareja, en cómo te sientas o por las situaciones que estás atravesando. El número, en este caso, no será tan importante como el hecho de que te sientas cómodo con la posición en la que te encuentras.

Si tu relación está funcionando bien y ambos se encuentran cómodos con esa situación que no ha llegado a representar un problema, no hay motivos para que te preocupes.

Te recomendamos en video: