Reduce la hipertensión y el colesterol con zumo de tomate sin sal

Reduce la hipertensión y el colesterol con el rico zumo del tomate

Beber zumo de tomate, sin aditivos o sal, tiene múltiples beneficios. Los que más destacan es que esta bebida ayuda a disminuir la presión arterial y el colesterol, así como el riesgo de enfermedades cardiovasculares, según un estudio que publica la revista Food Science & Nutrition.

En la investigación participaron 184 hombres y 297 mujeres de Kuriyama (Japón), de entre 20 y 74 años, que tenían prehipertensión o hipertensión. El estudio se realizó por un lapso de tiempo de un año.

Al final del estudio, la presión arterial en 94 participantes con prehipertensión o hipertensión no tratados disminuyó significativamente con resultados favorables para el organismo.

“Según nuestro conocimiento, el estudio actual es el primero en investigar los efectos de la ingesta de tomate o producto de tomate en los marcadores de riesgo de enfermedad cardiovascular en el transcurso de un año y en un amplio rango de edad”, escribieron los autores de la investigación.

Los tomates contienen una variedad de componentes bioactivos. El licopeno es bien conocido por su fuerte actividad antioxidante y la inhibición de la oxidación de las LDL, que desempeña un papel clave en la iniciación y el desarrollo de la aterosclerosis.

Varios estudios epidemiológicos han sugerido que el licopeno podría contribuir a la prevención de la aterosclerosis y las enfermedades cardiovasculares.

Te presentamos seis extraordinarios beneficios del zumo del tomate:

Mejoran la digestión y el tránsito intestinal

Los componentes del tomate ayudan a nuestro aparato digestivo a funcionar correctamente, ayudándonos conseguir unas digestiones menos pesadas y a evitar el riesgo de estreñimiento.

Es bueno para el cabello

Seguramente uno de los beneficios menos conocidos del zumo de tomate es que consumirlo frecuentemente, nos ayuda no sólo a fortalecer el cabello, sino también a mejorar su aspecto y textura, más suave y brillante.

Ayuda a quemar grasas

Al estimular la producción de carnitina, el zumo de tomate está considerado como una gran ayuda para nuestro cuerpo a la hora de quemar grasas.

Una buena visión perfecta

Por su rico contenido en beta-carotenos luteina y zeaxantina, el tomate es un gran aliado para mantener una buena salud ocular y colabora con nuestro cuerpo para frenar el deterioro de la visión.

Fortalece los huesos

Tomar zumo de tomate ayuda a nuestro cuerpo a aumentar los niveles de calcio, y por lo tanto, su consumo ayuda a mantener unos huesos fuertes.

Beneficioso para la piel

Los componentes del tomate ayudan a combatir el acné y a prevenir el daño de las células de la piel, consiguiendo en muy poco tiempo de consumo diario de zumo de tomate que nuestra piel tenga mejor aspecto.

Cuatro fáciles y sencillos trucos para adelgazar muslos de forma rápida

Tienes que combinar una dieta equilibrada que incluya alimentos que te ayuden a llevar una vida libre de grasas malas.

Te recomendamos en video