Alcohorexia, la peligrosa combinación de trastornos alimenticios y alcohol

Mucho alcohol y poca comida se ha convertido en una tendencia

El alcoholismo es una condición en la cual una persona tiene el deseo o la necesidad física de consumir alcohol, aunque tenga un impacto negativo en su vida. Por si fuera poco, desde hace unos años ha venido a la alza una especie de alcoholismo que combina trastornos alimenticios y que pone en riesgo a la persona desde varios puntos.

Se conoce como alcohorexia y se trata de un trastorno alimenticio que se presenta especialmente entre mujeres menores de 30 años. Combina la anorexia con el alcoholismo y consiste en dejar de comer para poder beber alcohol sin subir de peso.

Quienes caen en esta conducta, buscan "equilibrar" la falta de alimentos con la ingesta calórica generada por el consumo de alcohol. Este desorden, en ocasiones va acompañado por la bulimia, ya que muchos vomitan el alimento para tener más alcohol en su interior. Por supuesto, esto puede tener diversas consecuencias como dificultad para concentrarse, daño de órganos vitales, anemia, enfermedades del corazón y finalmente la muerte.

Por supuesto, la posibilidad de embriagarse con mayor rapidez es mayor al no tener alimentos en el estómago.

Así es como puedes sanar tu alma tras sufrir un evento traumático

Aunque no lo creas, sanar es posible (y necesario)

Un alcohoréxico  bebe con mucha frecuencia y siempre está dispuesto a tomar una bebida alcohólica, no importa cual sea. Entre otros síntomas están:

-Se salta alguna de las comidas. Siempre encuentra algún pretexto para no ingerir alimentos.
-Tiene poca energía, parece que siempre está cansado.
-Pérdida súbita de cabello.
-Cambios drásticos en la personalidad. Gran susceptibilidad e irritabilidad.
-Muestra pánico hacia la idea de engordar.

Te recomendamos en video