Elabora un desodorante natural amigable con la piedra de alumbre

Es un mineral astringente, antiséptico, antibacteriano e hipoalergénico.

Son muchas las personas que pasan momento incómodos por su olor corporal, es por eso que existen muchos desodorantes, de muchas marcas y de distintos olores que se utilizan para mitigar ese problema. Pero existen opciones naturales y económicas que son muy efectivas, una de ellas es la “piedra de alumbre”.

En la actualidad, los desodorantes que encontramos en las tiendas contienen sustancias antitranspirantes como clorhidrato de aluminio o circonio de aluminio, sustancia que puede producir problemas de salud.

A diferencia de estos productos la piedra de alumbre cuenta con muchas propiedades. Es un mineral astringente, antiséptico, antibacteriano e hipoalergénico.

Además, este maravilloso desodorante natural se presenta en la naturaleza en forma de sal cristalizada y se ha usado desde la antigüedad, aunque cayó en desuso debido a la llegada de la industria química.

Actúa creando una película transparente, para evitar así los malos olores y la formación de las bacterias. Permite a la piel transpirar y no la daña.

Para usarla solo aplícala después de bañarte, moja la piedra y da un ligero masaje sobre tus axilas. Deja secar perfectamente para que pueda actuar al 100%. Al terminar, seca la piedra y guárdala en un lugar libre de humedad.

Te presentamos otros de sus beneficios:

– La piedra de alumbre no tiene perfume, alcohol ni otros químicos que podrían resultar tóxicos para tu piel.

– Al usarla evitas que la piel de las axilas se irriten y se manchen.

– Es hemostático y astringente, por eso cura los arañazos, los pequeños cortes e incluso la irritación de la cuchilla.

– La puedes encontrar en dos versiones: en su forma natural o sintética. La primera es de superficie rugosa y transparente. Mientras que la sintética es lisa y blanca.

– También es un excelente remedio para las picaduras de insectos.

Si sufres de senos fibroquísticos o poliquísticos este es el mejor jugo para cuidarte

Es una afección no cancerosa y ocurre cuando se forman saquitos diminutos llenos de líquido en las glándulas productoras de leche.

Te recomendamos en video: