Dos batidos con leche de avena para calmar la ansiedad y el hambre

La avena es un alimento rico en muchos nutrientes, como por ejemplo fibra, calcio, carbohidratos buenos, vitaminas B, proteínas y aminoácidos.

Consumir cualquier alimento para calmar el apetito puede acarrear serios problemas para tu salud. Lo ideal es alimentarnos de forma sana. Por eso, te enseñaremos a preparar dos batidos con leche de avena para calmar la ansiedad y el hambre.

La avena es un alimento rico en muchos nutrientes, como por ejemplo fibra, calcio, carbohidratos buenos, vitaminas B, proteínas y aminoácidos. Así que no es una sorpresa que gracias a la fibra que contiene nos mantenga saciados durante más tiempo.

Además, la leche de avena es una excelente opción para las personas veganas, pues está hecha a base de este cereal y, a pesar de que no se trata de un lácteo, los nutricionistas la recomiendan por su alto contenido en vitaminas y minerales esenciales para nuestro cuerpo.

1. Batido con leche de avena y pera

Para elaborar la leche de avena solo debes utilizar una jarra con agua y agregarle la avena. Deberás remover bien y dejar reposar unos minutos. Cuando haya pasado el tiempo correspondiente bastará con colar la avena y usar la “leche”, que es el líquido resultante de tu mezcla, en batidos o postres.

Ingredientes:

– 2 peras

– 3 cucharadas de azúcar (45 gramos)

– ½ vaso de leche de avena (100 ml)

– Cubitos de hielo (opcional)

Preparación:

– Para empezar, lava, pela y corta las peras en trozos medianos.

– Luego, coloca todos los ingredientes en la licuadora y procesa hasta que te quede una mezcla sin grumos.

– Por último, sirve en vasos y agrega más hielo si es de tu gusto.

2. Batido con leche de avena y arándanos

El arándano es una fruta altamente recomendada debido a que tratar enfermedades en el tracto urinario, además de antioxidante, antiséptica, astringente y antidiarréica.

Además, previene enfermedades cardiovasculares y tiene un potente efecto en las bacterias dañinas del estómago y el tracto digestivo.

Ingredientes:

– ½ vaso de leche de avena (100 ml)

– ⅓ taza de arándanos (50 gramos)

– 3 cucharadas de estevia (45 ml)

– ½ cucharada de canela

– Cubitos de hielo

Preparación:

– Antes de comenzar a preparar tu batido, asegúrate de lavar bien los arándanos.

– Luego, colócalos en el vaso de la licuadora y vierte la leche. Licua bien.

– Después, agrega el resto de ingredientes y continúa licuando para que no te queden grumos.

– Por último, añade los cubitos de hielo a tu batido para que te quede una consistencia parecida al granizado.

Esperamos que te hayan gustado estos dos batidos con leche de avena. Recuerda que las posibilidades son infinitas, por lo que puedes probar con otros ingredientes si lo deseas.

Seis vitaminas que ayudan a incrementar la fertilidad

Practicar ejercicio también ayuda a mejorar las probabilidades de que quedes embarazada

Te recomendamos en video: