“Tengo 30 años y estoy soltera ¿tengo algo malo’”: Psicóloga explica por qué no deberías sentirte frustrada

Estar soltera puede ser una de las mayores bendiciones cuando estás joven: tienes la libertad de explorar sin límites, siguiendo tus propios deseos e instinto. Pero cuando se acercan los 30 años, suele ser preocupante porque en tu mente rondan pensamientos del tipo ‘me quedaré sola para siempre’ y puede venir la frustración.

Por qué no deberías sentirte frustrada por estar soltera con 30 años

El amor no es meritocracia

Mucha gente puede pensar ‘es una lástima que sea bonita, inteligente y esté soltera’. “Eso implicaría que las personas deben ser de determinada manera para atraer el amor y que si están solos es porque tienen algo malo. Ese pensamiento es poco saludable y nada productivo”, explicó la psicóloga Deborah Carr a Psychology Today. Agrega que la búsqueda de la pareja perfecta no es como buscar un carro o un trabajo. “Estamos buscando una persona completa, no un saco de características deseables”.

Nunca te quedarás sola

Proyecciones de especialistas en demografía han estimado que tres cuartos de los millennials se casarán a los 40 años, así que no tienes nada de qué preocuparte.

Lo que buscamos en una pareja cambia con el tiempo y eso es bueno

A los 30 años tener citas puede ser algo complejo, sobre todo porque nuestras preferencias han cambiado sobre lo que queremos en una pareja. “Con el paso de los años, nos enfocamos más en la sustancia de la persona que en su apariencia o su estatus económico”. Si a los 20 querías a alguien musculoso y de ojos azules, por ejemplo, pasados los años tomamos más en cuenta características como el humor, la amabilidad  y la compatibilidad entre ambos.

soltera

El matrimonio no es la cura de todo

Es cierto que las personas que son felices en pareja pueden vivir más y mejor, pero un mal matrimonio es peor que estar soltero. Muchas personas que están casadas se sienten muy solas porque están insatisfechas en esa relación amorosa.

Estar soltera tiene sus beneficios

No tener pareja te da la autonomía de escoger donde vivir, qué ver en la TV y qué comer en la cena, por ejemplo. También puedes perseguir metas y aventuras que quizás no podrías experimentar de estar casada. Muchos adultos permanecen solteros por más tiempo con el fin de explorar sus metas profesionales y tomar los riesgos soñados. Y no necesariamente están tristes por estar solteros, al contrario: tienen amigos, sus propias actividades para incrementar su felicidad cotidiana.

Te recomendamos en video: